Deuda interna asciende a 5 mil millones de dólares

- Economía

Los préstamos de AFPs y OMAs aumentan cada año deuda interna.

Ausencia de una política para pagar la obligación gubernamental.

image

Según ex Presidente del BCB:

La deuda interna del país crece constantemente cada año. Ningún Gobierno de turno, incluido el actual, ha ejecutado acciones para reducir esta obligación, sostuvo Armando Méndez.

El Diario

La deuda interna se incrementa cada año y ningún Gobierno, incluido el actual, ha ejecutado acciones para bajar esta obligación, y la misma está cerca de los cinco mil millones de dólares.

Contrariamente a la disminución de la deuda externa de Bolivia que se redujo gracias a los “perdonazos” de las entidades mundiales, la deuda interna está en constante crecimiento, ya que se encuentra cerca de los cinco mil millones de dólares.

Al respecto, el ex presidente del Banco Central de Bolivia (BCB), Armando Méndez, declaró a EL DIARIO que hasta el momento ninguno de los gobiernos que ha administrado el Estado inició una política para reducir la misma.

“La deuda interna está en constante incremento y el Gobierno no hace nada para pagar la deuda interna”, dijo Méndez e indicó que este comportamiento es permanente en los distintos gobiernos de turno.

DEUDA INTERNA

La deuda interna se traduce en los préstamos que el Tesoro General de la Nación genera del sector privado mediante el Banco Central de Bolivia, colocando letras para captar recursos.

Los principales prestamistas son las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) que están alrededor de los 2.500 millones de dólares. Este préstamo es la deuda pública fiscal que normalmente lo emplea para financiar su déficit fiscal, que en los últimos dos años ha desaparecido y más bien, en la última gestión se ha registrado un superávit de 1.8 por ciento.

Otro sector que tiene que ver con la generación de la deuda interna se trata de las Operaciones de Mercado Abierto (OMA) que contrae el Banco Central con las personas.

De la misma manera, la ex autoridad explica que la deuda interna ha crecido sobre todo por el Banco Central mediante las OMA que ha tenido un ritmo muy fuerte en las últimas gestiones.

 

Los préstamos de AFPs y OMAs aumentan cada año deuda interna

Ausencia de una política para pagar la obligación gubernamental

LAS AFP´S prestan recursos al gobierno para cubrir sus gastos públicos

image

• El Poder Ejecutivo se presta dinero para financiar el gasto público, mientras el Banco Central retira circulante del mercado interno y lo guarda.

Contrariamente a la disminución de la deuda externa de Bolivia que se redujo gracias a los “perdonazos” de las entidades mundiales, la deuda interna está en constante crecimiento ya que se encuentra cerca de los cinco mil millones de dólares.

Al respecto, el ex – presidente del Banco Central de Bolivia (BCB), Armando Méndez, señaló a EL DIARIO que hasta el momento ninguno de los gobiernos que ha administrado el Estado inició una política para reducir la misma.

“La deuda interna está en constante incremento y el Gobierno no hace nada para pagar la deuda interna”, afirmó Méndez e indicó que este comportamiento es permanente en los distintos gobiernos de turno.

El día que se ejecute una política para pagar la deuda interna de Bolivia se utilizarán los recursos de los impuestos que pagan los ciudadanos para salvar esta obligación, vale decir que este compromiso que genera el Estado la cancelan los mismos bolivianos con sus recursos.

DEUDA INTERNA

La deuda interna se traduce en los préstamos que el Tesoro General de la Nación genera del sector privado mediante el Banco Central de Bolivia colocando letras para captar recursos.

Una de los principales prestamistas son las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFPs) que está alrededor de los 2.500 millones de dólares. Este préstamo es la deuda pública fiscal que normalmente lo emplea para financiar su déficit fiscal, que en los últimos dos años ha desaparecido y más bien, en la última gestión se ha registrado un superávit de 1.8 por ciento.

Entonces esos recursos que se presta lo utiliza para pagar pensiones o rentas a las personas que tienen derecho a ese beneficio del Estado.

Otro sector que tiene que ver con la generación de la deuda interna son las Operaciones de Mercado Abierto (OMA) que contrae el Banco Central con las personas.

Méndez explica que mediante las OMA, el BCB se presta dinero de la gente para retirar liquidez del mercado interno. Realiza esta actividad vendiendo letras que son instrumentos financieros como pagarés que la entidad emisora les entrega a las personas a cambio de que éstas le deje su dinero a cambio de una tasa de interés. En otras palabras, las Operaciones de Mercado Abierto se sostienen con el dinero que depositan las personas en las entidades financieras como ahorro.

De la misma manera, la ex autoridad explica que la deuda interna ha crecido sobre todo por el Banco Central mediante las OMA que ha tenido un ritmo muy fuerte las últimas gestiones.

Éstas se generan primero porque la entidad compra reservas internacionales que en la actualidad ascienden a más de siete mil seiscientos millones de dólares que tiene el país.

“Al comprar estas reservas, el Banco Central emite circulante en moneda nacional y tiene que retirar ese circulante con deuda interna”, explica la entidad emisora.

El objetivo es evitar el incremento de la inflación para tener un control de la economía, que hasta el momento es la política monetaria que rige en el sistema financiero estatal.

En las últimas gestiones las Operaciones de Mercado Abierto se incrementaron en 2.200 millones de dólares en tanto que el gasto público aumentó, pero en un nivel relativamente aceptable: 400 millones de dólares, según datos BCB.

DIFERENCIA

Existen dos tipos de deuda interna en el país: una es la que genera el Gobierno y otra la del Banco Central.

Por una parte, cuando el Poder Ejecutivo toma la deuda interna la destina para financiar el gasto público. Ésta se hace recurrente porque se añaden e incrementan los intereses para una gestión posterior.

Ese efecto genera el incremento porcentual de la deuda del Gobierno, incluso para pagar intereses.

En cambio la deuda del Banco Central consiste en retirar circulante del mercado interno y guardarlo en la entidad emisora. “Ese circulante no lo tomamos para realizar gastos”, dijo.

En este caso en cualquier momento cuando el BCB observe que existe necesidad de liquidez en la economía ese endeudamiento se va a reducir de manera inmediata.

Esa es una diferencia muy importante que se tiene que tomar presente a tiempo de preguntarse qué tipo de deuda ha subido en el país.