Morales emite decretos que amplían beneficios laborales y acortan a 90 días derecho a indemnización

- Política

image Relacionado: Decretos Supremos del 1 de mayo de 2009, Bolivia

La Paz, 1 mayo (ABI).- El presidente Evo Morales emitió el viernes seis decretos en un acto de celebración del Día Internacional del Trabajo, cinco de ellos para garantizar el cumplimiento de todos los derechos laborales, sea cual sea la modalidad de contratación y el pago de beneficios sociales después de los 90 días de trabajo y no cinco años como estaba establecido hasta ahora.

En un encendido discurso pronunciado en la plaza de armas y tras encabezar una multitudinaria marcha de trabajadores, Morales promulgó los decretos que, según analistas, se fundamentan en el principio social de la nueva Constitución Política del Estado, que incorpora el derecho económico.

“Se garantiza el cumplimiento de la legislación de todos los derechos laborales sea cual sea la modalidad de contratación, especialmente la sub contratación. De aquí en adelante el que contrata trabajadores bajo cualquier modalidad debe cumplir con todos sus derechos”, remarcó el Jefe de Estado.

Otra norma instituye que los trabajadores bolivianos tendrán derecho a la indemnización después de 90 días y no de cinco años como “se pagaba hasta ahora”.

Morales fundó la obligatoriedad de las empresas para cumplir “normas de higiene y seguridad laboral”, además de la dotación de un seguro de riesgo ocupacional.

El gobernante emitió dos decretos específicos, uno para los maestros y otro para los trabajadores del Estado.

En el primero restableció el aporte sindical destinado a la Confederación de Trabajadores de Educación Urbana de Bolivia (CTEUB) y la Confederación Nacional de Maestros de Educación Rural de Bolivia (CONMERB) y en el segundo creó un bono para los funcionarios estatales de 1.000 bolivianos.

Morales justificó las medidas porque dijo que los trabajadores y los movimientos sociales son el sustento de su gobierno y sin ellos “habría sido difícil” gobernar al servicio del pueblo.

“Sin obreros, sin trabajadores, sin una clase trabajadora organizada y con una orientación ideológica, no hubiera liberación de nuestros pueblos, por eso mi respeto a la COB y a sus afiliados”, sentenció.

El presidente boliviano dijo que se siente orgulloso de la Central Obrera Boliviana, de los sindicatos obreros, campesino.

“Si no hubiera sido por ellos habría sido difícil avanzar hasta donde hemos llegado. Habría sido difícil cambiar Bolivia”, insistió.

rsl                   ABI




¿Quiere seguir estos artículos en Facebook, Twitter, Google+?