Drones de Estados Unidos atacan Pakistán dejando 17 muertos

"El mundo es un negocio, señor Beale", una frase escuchada en Network (de Sidney Lumet), y que estos días no para de venirme a la cabeza con los acontecimientos recientes. A todas las noticias relacionadas con Edward Snowden, hay que sumarle el suceso con el que nos despertábamos hoy: Drones de Estados Unidos atacan Pakistán dejando 17 muertos atrás.

El ataque del drone, o avión espía, ocurría hace unas escasas horas. Como objetivo tenía una casa y un vehículo en el área de Derpa Khel, cerca del mercado principal de Miranshah, una de las ciudades mas importantes de Waziristán Norte ,en la frontera con Afganistán. Dos misiles alcanzaron la casa acabando con la vida de 17 personas y dejando varios heridos.

Entre los 17 muertos podría encontrarse Sher Khan, cabeza visible de la facción insurgente afgana Haqqani, aunque este tipo de información no está confirmada completamente. El gobierno de los Estados Unidos ha declarado que "los ataques con aviones no tripulados son una parte necesaria de la lucha contra grupos militares". Como es lógico, el gobierno de Pakistán ha pedido a Estados Unidos que detenga este tipo de ataques, ya que se producen bajas de civiles inocentes y atenta contra los derechos humanitarios.

La Red Haqqani cuenta con varios miles de combatientes en sus filas y Estados Unidos la incluyó en su lista negra de organizaciones terroristas el año pasado. Desde Waziristán del Norte lanzan ataques contra fuerzas de la OTAN y tropas afganas en el país vecino. El hecho de que el grupo afgano encuentre refugio en suelo pakistaní ha sido un tema de controversia entre Washington e Islamabad.

Fuente: http://alt1040.com

Untitled-112