Nuevas tasas para el crédito de vivienda rigen desde el 23

- Economía

Normativa boliviana. Se eliminará el cobro de la tasa de referencia (TRe). La nueva disposición provocó el silencio de los banqueros.

image Info tasas de interés para vivienda.

La Razón / La Paz

Las nuevas tasas de interés para el crédito de vivienda social rigen desde este lunes en todo el sistema financiero nacional, luego de que el Gobierno aprobara el decreto supremo que reglamenta un punto clave de la Ley de Servicios Financieros.

El ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce, indicó ayer que la norma se publicará a más tardar el lunes en la Gaceta Oficial. “Y como es la normativa, a partir de la publicación entra en vigencia estas características que hemos mencionado”, dijo la autoridad en rueda de prensa.

El decreto que reglamenta el régimen de tasas de interés para vivienda social y los niveles mínimos de cartera fija una tasa de interés del 5,5% para una casa de hasta 255.000 UFV (Bs 483.528). La tasa para préstamos hasta 380.000 UFV (Bs 720.552) será del 6% y hasta 460.000 UFV (Bs 872.247) no deberá exceder del 6,5%. El cálculo en moneda nacional se hizo con base en la cotización de la UFV del 20 de diciembre.

El ministro Arce ratificó que las nuevas tasas de interés (5,5%, 6% y 6,5%) serán los topes máximos y no se podrán indexar a esos límites la Tasa de Referencia (TRe), como ocurría en el antiguo sistema de créditos.

La TRe es un referente promedio que obtiene el Banco Central de Bolivia (BCB) de las tasas que pagan las entidades financieras por los Depósitos a Plazo Fijo (DPF). Si esta tasa sube, inmediatamente se la aplica al interés que se cobra por los préstamos.

Sueldos. El 10 de diciembre, en una entrevista con La Razón, el viceministro de Pensiones y Servicios Financieros, Mario Guillén Suárez, ratificó que las tasas fijadas para el sistema financiero nacional son de estricto cumplimiento y no dan margen a negociar esos porcentajes. Tampoco se adicionará la TRe a este tipo de créditos, lo que hacía más oneroso su pago.

Arce afirmó que las tasas de interés son homogéneas para todo el sistema financiero nacional. “El crédito de vivienda es homogéneo para todos, la técnica que se utiliza es similar para una persona que utiliza la mutual, banco o una financiera y van a tener estas tasas de interés. No hay diferenciación por institución”, manifestó.

Citó como ejemplo que antes de la reglamentación de la Ley de Servicios Financieros, las entidades otorgaban a sus clientes préstamos a tasas desde 5,5% hasta 10%, pero a la larga éstos llegaban a pagar unos dos o tres puntos porcentuales más debido a que se incluía la TRe. (Ver infografía)

Arce ratificó que las personas que ganen de Bs 7.500 para abajo tendrán un interés de 5,5%. Los que tienen un salario de hasta Bs 10.500, su tasa de interés será de 6,0%, y los que ganan de Bs 10.500 para arriba la tasa será del 6,5%.  Dijo que con esta norma se da la oportunidad de que la población pueda tener acceso a una vivienda propia, la refacción de sus instalaciones o un anticrético. “Dependiendo de cada caso se estructurará un plan de pagos”, acotó.

El Gobierno hizo conocer el decreto a los principales gremios que agrupan a las entidades financieras y les aseguró que no afectará a su rentabilidad.

Arce reiteró ayer que están garantizadas las ganancias para el sector financiero. “Está garantizada la rentabilidad de los bancos en la norma, pero no era correcto que los bancos tengan una alta ganancia en la gente (sic)”. Según una proyección de la Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero (Asfi), las utilidades del sector cerrarán este año en Bs 1.453 millones.

Tasas para el ahorro

Mínimos

El ministro de Economía, Luis Arce, anunció ayer que el próximo decreto reglamentario será para regular las tasas de interés pasivas (para el ahorro). Actualmente, los intereses que pagan los bancos por los depósitos del público fluctúan entre 0,01 y 2,04%. En las microfinancieras el máximo es 1,99%.

Norma permite renegociar préstamos

El Ministerio de Economía y Finanzas Públicas incluyó en el decreto supremo que reglamenta las tasas de interés para la vivienda social, una disposición transitoria que permite a los prestatarios renegociar sus préstamos antes de la emisión de la norma, en base a las nuevas tasas de interés.

“Hay una cláusula en el decreto, en la disposición transitoria tercera que establece que los clientes que tienen deudas crediticias actuales, que reúnan las características de crédito de vivienda social establecidas en nuestra ley y decreto, podrán solicitar a las entidades financieras el beneficiarse con estas condiciones de crédito de tasas de interés”, precisó el ministro del área, Luis Arce.

La Razón informó el 12 de diciembre que los prestatarios de créditos de vivienda podrán renegociar sus deudas con las entidades financieras luego de que se apruebe el decreto reglamentario.

“La ley rige hacia adelante, no rige hacia atrás; entonces, las personas que ya tienen un crédito no van a poder automáticamente pagar su tasa de interés, pero van a poder negociar con su banco”, manifestó entonces el viceministro de Pensiones y Servicios Financieros, Mario Guillén Suárez. La autoridad advirtió que si la entidad no les da esa posibilidad, “se van a tener que ir a otro banco”.

Rigen tasas del 5,5% y 6,5% para créditos de vivienda

La nueva disposición provocó el silencio de los banqueros. El ministro Luis Arce dijo que los empresarios reducirán sus ingresos, pero que no perderán. Los bancos tienen cinco años para adecuar su capital para préstamos de vivienda social fijados

EL DEBER, La Paz

A partir de la publicación del decreto en la Gaceta Oficial, rigen las tasas de interés para la vivienda social que oscilan entre el 5,5% y el 6,5%, dependiendo del monto que se solicita y de la capacidad de pago de los clientes, informó el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce.

Las nuevas tasas de interés fueron ratificadas del siguiente modo: el primero es del 5,5% para créditos comprendidos hasta 255.000 UFV (Bs 482.000 o $us 66.000 aproximadamente); el 6% fue fijado para los créditos entre 255.000 y 380.000 UFV (Bs 719.000 o $us 90.000 aproximadamente); finalmente, el tercer porcentaje es del 6,5% para créditos entre 380.000 y 460.000 UFV (Bs 869.000 o $us 124.000).

Estos intereses rigen solo para el crédito de vivienda social y están en el rango de dinero que piden los clientes; sumas que están por encima de 460.000 UFV, se consideran préstamos comerciales y se fija la tasa que pacten entre las partes interesadas.

Arce aclaró que el decreto que fija las tasas para vivienda social también establece que todos los préstamos deben realizarse en bolivianos.

Entidades como la Asociación de Bancos Privados de Bolivia (Asoban) o la Asociación de Entidades Especializadas en Microfinanzas (Asofin) prefirieron el silencio y en Asoban afirmaron que no les llegó la comunicación oficial del Gobierno sobre este tema.

La TRe es eliminada

El ministro Arce dijo que a partir del techo de las nuevas tasas, las entidades bancarias deben eliminar la Tasa Referencial (TRe) que cobraban hasta ahora los bancos. De ese modo, ningún prestatario debe pagar más de lo que indica el decreto, aclaró la autoridad. La tasa variable es un promedio del 2% por encima del interés fijado por los bancos, lo que quedó sin efecto.

De igual modo, en cinco años todo el sistema financiero debe colocar el 60% de sus recursos en créditos para vivienda social, lo que los obligará a renegociar los préstamos que tienen actualmente y, por tanto, los clientes pueden solicitar esa facilidad a su entidad.

Arce explicó que, en este momento, todas las entidades financieras tienen $us 4.229 millones colocados en créditos de vivienda; dentro de cinco años esa cifra debe llegar a $us 8.875 millones.

Cada año la ASFI debe fijar metas de cumplimiento de los bancos.

Explicó que la banca reducirá sus utilidades y que eso estaba previsto desde la aprobación de la ley, pero que de ningún modo perderá dinero.

Los detalles

El único con 5,5% de interés

Es el Banco Unión, mientras que el Banco FIE es el que cobra el más alto interés, que es el 10 por ciento.

Las mutuales

Son las únicas que se acercan al nivel de cartera que pide el Gobierno del 60 por ciento.

Las tasas deben variar

Dicen los especialistas porque se mueven en función de la situación económica de un país.

Promedio del 2%

El Gobierno afirma que la tasa variable que fijan los bancos tiene este promedio.

PUNTO DE VISTA

“Son tasas irreales”

Armando Méndez – EXPRESIDENTE DEL BCB

Esta decisión, en materia financiera, no es buena para el futuro, esas tasas de interés que plantea el Gobierno son irreales porque hasta ahora la tasa mínima que cobraban las mutuales era un 6 por ciento para préstamos de vivienda. A partir de este decreto pueden tener problemas.

Es posible que los bancos grandes se adapten porque tienen  muchos negocios, entonces no va a afectar a los grandes bancos; pero los bancos pequeños, las mutuales del interior, cooperativas, ¿qué van a hacer?

Los costos con esas tasas son un problema a futuro; a la gente le cae muy bien, pero eso es desde el punto de vista del demandante.

No habrá cierres pero les crea, a futuro, pérdidas, no van a tener ganancias, entonces no les permitirá crecer en servicios; existe una regla en el sistema: para crecer hay que invertir capital y el capital se genera de las utilidades.

La composición de la cartera es otro problema para los bancos y otras entidades financieras que deben adecuarse a un nuevo sistema crediticio.