GoPro ha presentado hoy durante un evento sus nuevas apuestas para el mercado de las cámaras de acción, donde cada vez es más difícil atraer la atención de unos clientes en los que ya no cala el mensaje por el cual se vendía una forma de vida, más que el dispositivo en sí. GoPro quiere con estos dispositivos seguir siendo el referente de una tendencia que ellos mismos iniciaron y donde las cosas se han puesto últimamente más cuesta arriba que nunca.

Don son los productos principales de los que se ha hablado en el evento realizado hoy por la compañía: una actualización de la gama Hero y una nueva cámara que llega para abrazar el mundo de los 360 grados que tan popular se está haciendo este año.

GoPro Hero 6

La principal novedad de la nueva Hero no es otra que la posibilidad de grabar en 4K a 60fps, adoptando así una calidad de imagen que se hacía ya necesaria para unas cámaras que muchas veces son utilizadas de manera profesional. Los vídeos ahora se verán mejor que nunca, pero hay más.

También se ha mejorado la estabilización de la cámara –digital, no óptica– e incluido la opción de grabación en slow motion a 240fps en 1080p. Como añadido, incluye la posibilidad de realizar zoom directamente desde la pantalla integrada. Su precio de venta es de 569,99 euros.

GoPro Fusion

Las cámaras capaces de grabar en 360 grados se están haciendo extremadamente populares, con muchas marcas de teléfonos móviles lanzando las suyas propias para acoplarlas a los terminales y otros tantos fabricantes independientes que también quieren subirse al carro. La última en hacerlo es GoPro con un original –y caro– dispositivo.

Las dos lentes con las que cuenta son capaces de grabar en 5.2K a 30fps, pudiendo tomar imágenes de 18 megapíxeles. Va dirigida, por tanto, al público que busque unos resultados realmente profesionales, con una calidad que va acorde a su precio, 649,99 euros.

Fuente: https://hipertextual.com