Gobierno certifica más 85.000 toneladas de semilla para la producción agrícola

 

El Ministerio de Desarrollo Rural a través del Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal (Iniaf), logró certificar 85.733 toneladas métricas de semilla, que sirven fiscalización, registros y actividades de control de comercio de semillas.

El director del Iniaf, Carlos Osinaga, sostuvo que los logros más importantes alcanzados a lo largo de estos años de aporte al proceso productivo del país, se destaca el incremento en la certificación de semillas; de 6.938 toneladas métricas en la gestión 1987 a 85.733 toneladas métricas de semilla certificada para la gestión 2016 (información preliminar), de 32 rubros y 285 variedades siendo los más importantes: soya (64,7%), papa (13%), trigo (9,6%), arroz (4,5%) y maíz (4%) del total nacional. Además se logró certificar un total de 4.630.820 unidades de material vegetal de propagación y plantines de diferentes rubros y variedades.

Explicó que se logró fiscalizar 14.631 toneladas de semilla y 11.578.373 unidades de material vegetal de propagación y plantines (importado y nacional), se realizaron 21.021 análisis de semillas en laboratorio y se emitieron 432 certificados naranja ISTA. En el Registro Nacional de Semillas, se logró inscribir: 237 nuevos productores, 53 nuevos comercializadores de semillas, se inscribieron 43 nuevas variedades en el Registro Nacional de Variedades y se protegieron 11 Nuevas Variedades.

Osinaga sostuvo que en control de comercio de semillas, se logró los siguientes resultados: Sancionar 79 infracciones por incumplimiento a la norma general sobre semillas de especies agrícolas, 17 convenios interinstitucionales con gobiernos subnacionales y otros, 31 tipos de material impreso y audiovisual inspeccionados a nivel nacional.

Los servicios de semillas que brinda el Iniaf tiene cobertura nacional, interviniendo en los nueve departamentos, 72 provincias, 147 municipios y aproximadamente a 937 comunidades  del país, con el objetivo de contribuir a la seguridad y soberanía alimentaria nacional, garantizando que los productores agropecuarios y forestales dispongan de semilla y material vegetal de propagación con identidad varietal de alta productividad, calidad genética, fisiológica, física y fitosanitaria.

 

Fuente: El Deber

Categorías Economía