Jet Airways está investigando los sucesos en un vuelo de Londres a Mumbai, en la India, que pudo haber puesto en peligro a los pasajeros. Al parecer, el copiloto abofeteó a su compañera en una discusión cuando el avión ya se encontraba en el aire, lo que provocó que la piloto abandonara la cabina llorando.

El copiloto la siguió, dejando los mandos sin supervisión. Jet Airways ha suspendido a los dos pilotos mientras investiga lo ocurrido junto con la Dirección General de Aviación Civil de India (DGCA, en sus siglas en inglés). Por su parte, la DGCA ha retirado la licencia al piloto que agredió a su compañera.

“La compañía tiene tolerancia cero para cualquier acción de sus empleados que ponga en peligro la seguridad del vuelo”, señaló Jet Airways en un comunicado.

Durante el vuelo, que llevaba a 323 pasajeros y 14 miembros de la tripulación de la capital británica hasta la India, el altercado del cual no se conocen todavía las causas provocó que los controles estuvieran desatendidos durante un período de tiempo indeterminado. Este descuido viola una de las normas de seguridad, que obliga a que uno de los dos pilotos al mando permanezca en la cabina en todo momento.

Después del primer conflicto, hubo una segunda pelea entre los dos trabajadores de la aerolínea y la piloto salió nuevamente de la cabina hasta que la tripulación le pidió que volviera a su puesto para pilotar el avión hacia su destino.

A pesar del incidente, el vuelo llegó sin problemas a su destino y nadie resultó herido.

Fuente: https://hipertextual.com/