Google ha sido una de las estrellas que ha brillado con luz propia en este CES 2018 de Las Vegas –quizá la única–, algo que se debe en gran parte a Assistant, su asistente virtual que ahora se ha logrado colar en infinidad de productos y que hace notorio el trabajo entre bambalinas de la gran tecnológica por expandir la que todos consideran como la tecnología del futuro. Sin embargo, la sombra de Amazon es demasiado alargada a estas alturas como para obviarla por completo.

La compañía que lidera Jeff Bezos tiene ya muy buena presencia en el ámbito de los asistentes gracias a la presencia de Alexa, algo que se amplificado sobremanera si se habla de altavoces inteligentes como producto específico, donde Alexa estaría presente en un 75 por ciento de los comercializados, según Bloomberg. Google, no obstante, cuenta con la incomparable ventaja de tener a su disposición todo un mercado de smartphones con Android a través de los cuales hacer llegar Assistant a sus usuarios.

Si bien es cierto que Amazon –y Alexa- han estado menos presentes en este CES, se han anotado buenos puntos, como la presencia en algunos futuros Toyota y Lexus. Además, también ha vetado la venta de algunos productos de Google y eliminado la presencia de aplicaciones como YouTube del Echo Show.

Los conductores podrán recibir noticias y controlar el sistema de entretenimiento desde su vehículo a través del asistente virtual de Amazon.

Todo girará alrededor de Assistant

En un momento en el que las principales compañías tienen varias líneas de productos abiertas, hay un elemento que unifica a todos ellos: el asistente virtual. Apple, Google, Amazon o incluso Samsung quieren que el denominador común que ate al usuario de manera definitiva a un entorno concreto sea Siri, Assistant, Alexa o Bixby, y para ello hay que darle aún más visibilidad de que tienen.

Como uno de los pasos que Google dará en este 2018 para hacer esto realidad se encuentra el rediseño por completo de la página web a través de la cual vende sus productos, la cual pretende ser más amigable hacia los visitante y, claro está tener a Assistant como hilo conductor. Así, la compañía podrá mostrar con más sentido el despliegue de hardware que está realizando en los últimos tiempos y subirse un poco más al carro de grandes fabricantes como Apple.

Google es la estrella del CES 2018. Su asistente virtual, Google Assistant, ha sido una de las palabras más repetidas a lo largo de toda la feria.

Los Google Pixel, Home y sus variantes, accesorios y otros productos de Nest se espera que cobren más protagonismo durante este año. Queda por ver la manera en la que Google promociona estos cambios y si consigue realizar más acuerdos de por medio que ayuden a la difusión y venta de más productos en diferentes países.

Darle sentido al hardware

Google está cada vez más enfocada en el apartado del hardware, algo que pudimos comprobar de manera clara en la presentación de los nuevos Pixel 2 y Pixel 2 XL, que vinieron acompañados de altavoces inteligentes pequeños y grandesauriculares, un visor de realidad aumentada e incluso una pequeña cámara. A estas alturas, no quedan dudas de que la compañía es algo más que una empresa de software.

La gigante tecnológica redobla esfuerzos y adquiere una startup para incluir directamente en la pantalla de sus teléfonos los altavoces de los mismos.

A raíz de ello han llegado también la adquisición de parte de HTC y la confirmada hace unas horas de una startup británica que desarrolla tecnología para eliminar los altavoces de los teléfonos móviles e incluirlos directamente en la pantalla. Todos son pasos hacia una misma dirección, hacia la cual Google quiere encarrilar sus esfuerzos durante el presente año. Si lo consigue o no, aún está por ver.

Fuente: https://hipertextual.com