Llegó el día. El Galaxy Note 9 ya puede ser adquirido en varias partes del mundo y la compañía coreana ha reforzado su campaña de marketing para promocionar el dispositivo, incluyendo un interesante vídeo donde nos muestran cómo es el proceso de fabricación del terminal.

La mayoría de las veces, cuando adquirimos un nuevo smartphone nos dedicamos a experimentar las nuevas funciones y todo aquello que nos puede ofrecer, pero también es interesante conocer cómo es que las compañías han logrado confeccionar ese producto con tanta tecnología en su interior. El vídeo liberado, aunque muy breve, nos da una idea del complejo proceso de manufactura que se debe seguir para fabricar un dispositivo con todos los estándares de calidad.

El material multimedia nos enseña la fábrica de Gumi en Corea del Sur, donde los empleados de Samsung y sus robots han estado trabajando en los últimos meses para poder cubrir la demanda del Galaxy Note 9. Como podrás observar en el vídeo, gran parte del proceso de manufactura es realizado por todo tipo de robots, cada uno con una función específica. Aunque no se muestran en el contenido, se sabe que los humanos también participan en el proceso para poder asegurar que se cumplen los lineamientos de calidad.

Recordemos que en 2016, Samsung vivió un episodio muy complicado con el Galaxy Note 7. Esto tras reportarse terminales que explotaban debido a un problema con la batería. La compañía surcoreana terminó por retirar el dispositivo del mercado y devolviendo el dinero a los compradores. Esta situación generó que la empresa pusiera más cuidado en el proceso de fabricación de todos los componentes.

El único punto negativo del vídeo es su duración, prácticamente nos están mostrando las etapas finales del proceso. No por eso deja de ser muy interesante el poder ver cómo un procedimiento tan complejo se encuentra totalmente automatizadogracias a los robots. Se agradece que las compañías nos permitan ver más allá del producto que llega a nuestras manos.