Traspaso de datos y mayor rentabilidad, retos de la Gestora Pública

 

El nuevo sistema de pensiones de Bolivia administrará alrededor de $us 13.000 millones de aportes laborales de al menos 1.9 millones de afiliados.

Por: VÍCTOR QUINTANILLA S. LA PAZ / OPINIÓN

LA GESTORA PÚBLICA SE ENCARGARÁ DE LA ADMINISTRACIÓN Y PAGO DE LAS RENTAS A LOS TRABAJADORES JUBILADOS. ARCHIVO

La Gestora Pública de la Seguridad Social de Largo Plazo tiene dos desafíos principales. El primero radica en la transferencia efectiva de las bases de datos de las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) Futuro de Bolivia y Previsión BBVA, entidades a las que reemplazará en el manejo de los aportes de los trabajadores para su jubilación. El segundo reto es mejorar la rentabilidad de esos recursos.

Las actividades de la entidad estatal deben iniciar como máximo el 15 de julio, plazo establecido en la norma mediante la que fue creada, el Decreto Supremo 2248 del 14 de enero de 2015.

La Gestora “primero tiene que estructurarse como tal y (realizar) la transferencia de las bases de datos de las dos AFP que tienen que traducirse en una sola, y por supuesto empezar sus labores, en las cuales no tiene que sentirse para nada el cambio”, dijo a OPINIÓN el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Luis Arce.

Esas bases de datos dan cuenta de los aportes de todas las personas aseguradas en el Sistema Integral de Pensiones: 1,9 millones a marzo de este año, según datos de la Autoridad de Fiscalización y Control de Pensiones y Seguros (APS).

BASES DE DATOS

Alberto Bonadona, analista económico, coincidió con Arce al señalar que el primer desafío de la Gestora será “ver cómo compatibilizarás las dos bases de datos”, la de Futuro y la de Previsión. Sin embargo, afirmó que “fusionarlas parece imposible por la gran cantidad de datos que tienen y porque son dos plataformas totalmente distintas”. En ese sentido, añadió, la entidad estatal “tendrá que comparar ambas bases de datos y mantenerlas prácticamente independientes”.

La Gestora Pública administrará y representará los Fondos del Sistema Integral de Pensiones ( Fondo de Ahorro Previsional, Fondo de Vejez, Fondo Colectivo de Riesgos, Fondo Solidario y Fondo de la Renta Universal de Vejez), gestión de prestaciones, beneficios y otros pagos del Sistema Integral de Pensiones, establecidos en Ley 065.

RENTABILIDAD

Para el analista financiero Armando Álvarez, el reto fundamental de la Gestora es mejorar la rentabilidad de los aportes para la jubilación, la cual determina que  una persona cuente con el dinero suficiente para jubilarse con una renta acorde al salario de un trabajador activo. “No va a ser fácil porque en este momento las condiciones del mercado no son favorables,  independientemente de quién se haga cargo de esa administración, pero eso debería tender a mejorar en el tiempo”.

Dichos aportes, manejados desde 1996 por las AFP, llegaron a $us 13.000 millones al 2015, monto que se equipara a las Reservas Internacionales Netas del país. Así lo indicó Rodrigo Arce, gerente de la Gestora, a tiempo de ser posesionado en el cargo el 12 de febrero de este año. Ese día, el Ministro de Economía le encargó precisamente la tarea de incrementar el rendimiento de los aportes, el cual resulta de la inversión de los mismos en el mercado de valores.

Datos publicados en el sitio web de Previsión BBVA muestran que el rendimiento del dinero entregado por los trabajadores a esa AFP fue de 4.61 por ciento al 2015; mientras que en Futuro de Bolivia, la rentabilidad llegó a 4.21 por ciento . En ambos casos, hubo una caída respecto de 2010, cuando la rentabilidad fue de 8.12 por ciento y 8.02, respectivamente. “Es un poco complicado aumentar la rentabilidad cuando tienes un mercado poco profundo como el boliviano”, indicó Bonadona. La forma de subirla sería con una administración más eficiente en la que se participe en otro tipo de mercados que no sean el nacional”, acotó.

De su lado, Álvarez señaló las rentabilidades bajas no son un fenómeno exclusivo de Bolivia, ya que es algo que ocurre actualmente a nivel mundial. “Eso debería tender a cambiar, esperemos próximamente, y hay que aprovechar esas oportunidades; en términos operativos, eso implica invertir una parte de los recursos afuera”.

Consultado si la Gestora tendrá una meta de rendimiento que cumplir, el ministro Arce respondió: “Eso lo vamos a discutir luego, primero queremos arrancar, luego vamos a ver qué cosas modificamos”. Al respecto, el 12 de febrero, el viceministro de Pensiones y Servicios Financieros, Mario Guillén, adelantó que el Gobierno trabaja en un decreto para que la Gestora Pública pueda invertir los aportes laborales en sectores de los que se obtenga mayor rentabilidad.

Apuntes

Plazo

La Gestora Pública de Seguridad Social de Largo Plazo fue creada por el Gobierno, mediante el Decreto 2248, en enero de 2015, con la misión de administrar los aportes de jubilación de los trabajadores bolivianos. Desde su creación, tiene 18 meses para entrar en funcionamiento pleno, de los que ahora solo restan tres. Remplaza a las administradoras privadas de fondos de pensiones (AFP): BBVA Previsión y Futuro de Bolivia

AeroSur

La desaparecida empresa AeroSur lidera la lista de los 20 mayores deudores a la Seguridad Social de Largo Plazo. Según la Autoridad de Pensiones, la deuda total por aportes no entregados, más intereses, asciende a Bs 12.4 millones al 31 de enero de 2016. El cobro se encuentra actualmente en proceso judicial.

Cartera actual de inversiones

De acuerdo con información publicada en su página web, al 31 de diciembre de 2015, la AFP Futuro de Bolivia invierte la mayor parte de los aportes a su cargo en depósitos a plazo fijo (42,75 por ciento ) y Bonos del Tesoro (20,05 por ciento ). Las inversiones de Previsión BBVA muestran similar tendencia. Al 31 de marzo de este año, la AFP invirtió los aportes que administra mayormente en la banca (48,12 por ciento ) y en el Tesoro General de la Nación (33,94 por ciento ), según su sitio en internet.

NUEVA GESTIÓN

El gerente general de la Gestora Pública de la Seguridad Social de Largo Plazo, Rodrigo Arce Oropeza, posesionado en febrero de este año, aseguró que su administración buscará aplicar “todo lo que se hizo bien” en el antiguo sistema del seguro social y también dijo que se mejorará “todo aquello que se requiera mejorar”, con ayuda del elemento humano más calificado que tiene el país, entre esas mejorar, afirmó, que incursionarán en nuevas inversiones, para mejorar la rentabilidad de las rentas de jubilación.

La COB espera que se mejore las rentas y ser parte del directorio

La Central Obrera Boliviana (COB) espera que el manejo estatal del aporte que hacen los trabajadores para su jubilación, a través de la Gestora Pública, derive en mejores rentas de jubilación. A fin de ejercer control social sobre ella, el ente pidió al Ministerio de Economía y Finanzas Públicas ser parte del directorio de la nueva entidad.

“Los trabajadores queremos mejores rentas al sacrificio y a los aportes que hacemos”, manifestó a Opinión Guido Mitma, Secretario Ejecutivo de la COB.

Desde mediados e julio, la Gestora Pública de la Seguridad Social de Largo Plazo manejará los aportes que desde 1996 están a cargo de las Administradoras de Fondos de Pensiones (AFP) Futuro y Previsión.

“Vamos a ser parte del control social e inclusive parte del directorio (de la Gestora), ya lo hemos solicitado mediante una nota al Ministro de Economía en aplicación de la Constitución Política del Estado”, aseguró Mitma. Dicha solicitud, detalló, fue hecha el pasado 12 de febrero, fecha en la que se posesionó a Rodrigo Arce Oropeza como gerente de la Gestora. “No nos ha llegado a responder, pero nos van a convocar”, finalizó.

La COB ha participado en el proceso de creación de la Gestora Pública. En el pasado cuestionó los sueldos establecidos inicialmente para sus máximas autoridades.

SALARIOS Posteriormente, la COB logró un acuerdo con el Gobierno para que el sueldo del presidente y el gerente general de la entidad baje de 70.000 a 35.000 bolivianos. También se convino que el salario del gerente nacional y el auditor se reduzca de 50.000 a 25.000 bolivianos, y que el de los gerentes regionales pase de 30.000 20.000 bolivianos.

Rodrigo Arce Oropeza fue elegido, gerente general de la Gestora Pública de la Seguridad Social de Largo Plazo, por el presidente Evo Morales de una terna presentada por una comisión que calificó el cumplimiento de requisitos y méritos de al menos 50 profesionales que postularon al cargo. La Central Obrera Bolivia (COB) tuvo participación directa en esa selección.

Para el cargo de Gerente de la Gestora, se presentaron al menos 50 postulantes y tras una calificación conjunta, entre el Gobierno y la COB, quedaron tres postulantes, y fue elegido Arce Oropeza.

Recomiendan invertir en Pymes mediante intermediarios

La Gestora Pública de la Seguridad Social de Largo Plazo debería invertir en pequeñas y medianas empresas (Pymes), no de forma directa, sino a través de fondos de inversión. Así lo recomienda el analista financiero Armando Álvarez, quien argumenta que dicha tarea demandaría un costo alto y una infraestructura grande y especializada, ajena a una entidad que administra fondos de pensiones.

La Ley de Pensiones, promulgada el 2010, dispuso que la Gestora debe invertir no más del 5 por ciento de los aportes de los trabajadores para su jubilación “en Valores o Instrumentos Financieros sin calificación de riesgo emitidos por pequeñas y medianas empresas, constituidas legalmente en el país”.

El que la Gestora cumpla ese mandato “implicaría tener la capacidad para evaluar a cada una de las Pymes, lo que demanda una infraestructura bastante grande y un costo elevado; debería hacerlo por lo tanto a través de intermediarios”, indicó Álvarez.

FONDOS CERRADOS

El analista recordó que ya existen fondos de inversión cerrados que están invirtiendo en pequeñas y medias empresas. “Debería utilizarse y fomentarse ese esquema para lograr el objetivo contenido en la ley, en general se tiene que invertir en empresas que tengan capacidad para devolver en tiempo y forma los recursos de los trabajadores y que tengan una buena calificación de riesgo, independientemente del sector. Me preocuparía que se invierta en empresas públicas que tengan bajas calificaciones de riesgo”.

El 15 de octubre del 2015, el viceministro de Pensiones, Mario Guillén, adelantó que con la Gestora se llegará a más Pymes productivas para tratar de generar mayor rendimiento por la inversión de los aportes.

A decir de Alberto Bonadona, también analista económico, la inversión en Pymes “le va a complicar la existencia a la Gestora, eso supone el manejo no de una administradora de fondos de pensiones, sino de un banco”.