A Oriente se le escapa la chance de ir a la Copa

%image_alt%

Zoch (Izq.) se lamenta tras no lograr marcar ante The Strongest. Foto: Rolando Villegas
Perdió ante The Strongest en el Tahuichi y así se alejó del último cupo para la Libertadores 2017. Rodrigo Vargas le dio los tres puntos al Tigre con un gol en el minuto 68 del compromiso, que se disputó en el Tahuichi.

El partido que no debía fallar, lo hizo. Oriente Petrolero no pudo superar a The Strongest, en lo que era una ‘final’ en la lucha por el tercer cupo para la Copa Libertadores de América de 2017. Los albiverdes perdieron (0-1) y ahora no dependen de sí, mientras que el Tigre va asegurando un lugar en la próxima versión del torneo de clubes más importante del continente. El único gol del partido lo anotó Rodrigo Vargas, a los 68 minutos.

El equipo de Ángel Guillermo Hoyos se quedó con 27 unidades, con lo que está cuarto en el Clausura. En la tabla Acumulada es sexto, con 61 puntos, lo que no le alcanza para buscar el cupo Bolivia III para la Libertadores. El Tigre debe mantener su segundo lugar en ambas tablas para asegurarse una participación más en el torneo internacional.

Partido

Oriente fue superior en la tenencia del balón, pero volvió a pagar caro su falta de efectividad. A pesar de imponer mucha intensidad, los albiverdes no encontraron la manera de superar a un equipo ordenado en la defensa y que en el contragolpe siempre metió miedo a los locales.

Mateo Zoch tuvo las chances más claras para anotar, pero el portero Daniel Vaca, la figura, le dijo no en jugadas mano a mano.

Antes del final del primer tiempo. Zoch quedó solo ante Vaca y disparó fuerte pero al medio, donde el arquero detuvo de manera espectacular. Al inicio del segundo tiempo, Vaca de nuevo detuvo un disparo fortísimo de Zoch a unos seis metros.

La mejor jugada de ataque del Tigre terminó en el gol de Vargas (63’). Luego de un centro de Diego Wayar desde la derecha, el delantero controló el balón al borde del área grande y sin ninguna marca sacó un derechazo que se fue al ángulo izquierdo de Marcos Argüello, que no pudo hacer nada.

Después el Tigre se defendió bien y Oriente no encontró manera de superarlo. El equipo de Hoyos terminó descontrolado y desordenado, sin juego prolijo y con poco en la creatividad para poder igualar.

El Tigre sueña y el albiverde llora por dejar pasar una gran chance que podía haber evitado el fracaso de una mala temporada.

Fuente: El Deber

Categorías Deportes