Primarias en Indiana: la última oportunidad de Ted Cruz para acercarse a Donald Trump

El magnate le lleva 15 puntos al senador por Texas, que buscará achicar la diferencia en los comicios de este martes. En el bando demócrata, los números a favor de Hillary Clinton marcan una tendencia difícil de revertir

En ese estado en particular los demócratas se disputan 83 delegados mientras que los republicanos sólo 57, aunque en esta etapa cada delegado es importante ya que puede definir al nominado para la presidencia en ambos partidos.

Por el lado demócrata, Indiana tiene también nueve superdelegados, aquellos miembros especiales que pueden votar por cualquier candidato de su preferencia en la convención nacional del partido.

El precandidato republicano Ted Cruz afronta una gran prueba para su complicada campaña presidencial en las primarias de Indiana, es una de las últimas oportunidades del senador de Texas para detener la firme marcha de Donald Trump hacia la candidatura del partido.

“Estoy aquí para continuar, mientras tengamos un camino viable a la victoria”, dijo Cruz a la prensa el lunes durante un acto de campaña.

primarias en indiana 1920 (1) trump.JPG
%image_alt%
Donald Trump en un acalorado discurso durante su campaña en Indiana

Cruz pasó la última semana en Indiana y logró el apoyo del gobernador del estado presentando a la ex ejecutiva tecnológica Carly Fiorina como compañera de candidatura. Sin embargo, sus asesores son pesimistas ante la votación de este martes y se preparan para un resultado poco lúcido, aunque el senador prometió seguir en la carrera fuera cual fuera el resultado.

Por su parte, Donald Trump dedicó más tiempo a la campaña en ese estado del que ha dedicado a la mayoría de otros estados. Su principal interés es el de dejar atrás a su rival republicano y centrarse en la favorita demócrata, Hillary Clinton.

En Indiana los demócratas se disputan 83 delegados y los republicanos 57

“Indiana es muy importante, porque si gano, se acabó” afirmó Trump durante una parada para comer en Indianapolis. Durante su discurso habló de la “rigidez” y “corrupción” del sistema político y el necesario cambio que necesita la sociedad norteamericana luego de políticas “débiles” como las de Barack Obama.

Aunque una gran victoria en Indiana no le basta a Trump para conseguir la candidatura directa, su camino sería más sencillo y tendría más margen de error en las últimas primarias de la campaña.

Cruz y sus aliados ejecutan las últimas grandes estrategias para detener al controvertido magnate neoyorquino.

primarias en indiana 1920 (2) fiorina.JPG
%image_alt%
Carly Fiorina, la elegida por Ted Cruz para acompañarlo en la fórmula, en campaña

Más allá de que los líderes republicanos restaron importancia a Trump durante meses y esperaron que se desvanezca, los votantes se han mantenido fieles al magnate y le dieron victorias en todas las regiones del país, incluidas seis seguidas en la costa este.

En el último día de la campaña en Indiana, Ted Cruz debió responder preguntas incómodas de parte de la prensa sobre la posibilidad de que esté en riesgo su candidatura, sin embargo el senador se mostró todavía con fuerza y recordó que faltan dos meses para la convención republicana, el lugar donde según él, todo se definirá.

“Confío en que la buena gente de Indiana sepa diferenciar” dijo Cruz, “no somos un país construído con odio. No somos un país construído con ira, o con mezquindad” afirmó el pre candidato en uno de sus discursos en Indianápolis, para diferenciarse de Donald Trump.

“Indiana es muy importante, porque si gano, se acabó” afirmó Trump

Las últimas dos encuestas públicas muestran a Trump con 15 puntos por encima de Cruz. Por su parte John Kasich se encuentra en tercera posición y muy lejos de alcanzar los números deseados.

Por el Partido Demócrata, Hillary Clinton y Bernie Sanders se enfrentan también en el estado de Indiana, aunque la ventaja de la ex secretaria de estado sobre el socialista senador por Vermont es más amplia. Clinton tiene el 91% de los delegados requeridos para la nominación y Sanders admitió que será un camino difícil de superar.

Los nueve superdelegados por los demócratas son el principal objetivo de Bernie Sanders, para lograr alguna ventaja y acercarse a la imbatible Hillary Clinton.


Fuente: infobae.com

Categorías Política