Trump prefiere decir ‘América’ y Obama, ‘nación’

El discurso de investidura del nuevo presidente contrasta por sus referencias a EE UU con el de su predecesor en 2009

Trump ha hablado bastante poco este viernes en su discurso de investidura. De media, el conjunto de sus 44 predecesores en el cargo dedicaron 2.350 palabras en sus primeras palabras tras tomar juramento como presidentes de Estados Unidos. A él le bastaron 1.433, pronunciadas en poco más de 16 minutos. Hay que remontarse a Jimmy Carter, en 1977, para encontrar a un antecedente más parco. Obama, en cambio, se explayó con 2.395 cuando llegó al poder hace ocho años. Uno y otro, eso sí, se quedan cortos en comparación al discurso del presidente Harrison, que en 1841 pronunció más de 8.400 palabras.El nuevo presidente se regodeó en el uso de America, estadounidense (American o Americans) y país, en contraste con el primer discurso de investidura de Barack Obama, que insistió en el uso de nación, de nuevo América y luego gente.Obama dio protagonismo también a palabras como tiempo, espíritu o generación. Trump se lo concede  a presidente, sueños o corazón. Sin embargo, ambos coinciden en las referencias trabajo o mundo. Si se atiende a la riqueza de vocabulario, el de Trump ha sido más limitado (se ha valido de algo más de 572 palabras) que el de Obama (empleó 894 términos distintos).Fuente: elpais.com