El Alto baja la guardia frente al Covid-19, autoridades temen peligroso rebrote

Después de más de seis meses de la llegada de la pandemia, la ciudad recién contará con un horno crematorio para los que mueren con coronavirus, la información fue confirmada por la secretaria de Desarrollo Económico de ese municipio María Saavedra.

Ferias con gran concurrencia, transportistas que no hacen cumplir las normas de bioseguridad, gente transitando sin barbijos, locales que funcionan a puertas cerradas y hasta eventos de belleza se registran en El Alto, tras la flexibilización de las restricciones por la pandemia del coronavirus, sin embargo, el mal continúa infectando a más personas.

La irresponsabilidad de la gente llega al extremo de desacatar las normas de bioseguridad, algunas personas, cuando reciben una llamada de atención de la autoridad, responden con la frase “ese coronavirus no existe, es un invento de este gobierno”, y continúan su camino sin ningún tipo de protección ante el enemigo invisible.



Para no creerlo, ni bien el gobierno dio a conocer la flexibilización de restricciones, el 30 de septiembre en una discoteca que debía estar cerrada se llevó adelante un evento de belleza donde se dieron cita varios jóvenes, algunos de ellos consumían bebidas alcohólicas. Se realizó en un local ubicado en el piso 8 de un edificio de la calle Jorge Carrasco para no levantaría sospechas de las autoridades, sin embargo, no fue así.

Al promediar las 21:30, la Intendencia de El Alto junto a la Policía llegaron al lugar donde los asistentes fueron sorprendidos en plena diversión y sin adoptar medidas de bioseguridad, el ambiente cerrado era óptimo para que el virus se propague, pero eso no importó a quienes se dieron cita en el lugar pese a la prohibición de concentraciones.

Esa noche, los padres de familia de los jóvenes que participaron del evento firmaron actas de garantía para controlar la conducta de sus hijos, y luego fueron liberados, los organizadores además de otras personas que se encontraban bajo efectos del alcohol quedaron arrestados en una comisaría.

El intendente municipal de El Alto, Arturo Sejas, informó que una discoteca de nombre Glamour fue intervenida dos veces en menos de 15 días, porque encontraron a varias personas consumiendo bebidas alcohólicas y se divertían sin mostrar interés por cuidar su salud. Las autoridades decomisaron gran cantidad de bebidas y mobiliario en la primera oportunidad, pero, a los pocos días, “nuevamente estaba funcionando”, lamentó el intendente.

No solamente esos locales fueron intervenidos y clausurados por las autoridades, sino, otros negocios dedicados a la venta de bebidas alcohólicas y alojamientos que albergaban a personas que consumían bebidas en sus ambientes. Algunos de los arrestados en los operativos trataban de justificar su comportamiento con el argumento de que: “eran presas del aburrimiento”.

Casos registrados

El secretario de Salud de El Alto, José Ríos, informó a OPINIÓN que hasta el pasado jueves, la ciudad de El Alto registraba 9.471 casos positivos de coronavirus, la cifra de decesos alcanzaba a los 294, estos números podrían incrementarse bruscamente en las próximas semanas ante el descuido de la ciudadanía en torno a las medidas de prevención.

A las aglomeraciones en ferias y otros espacios, se suman las concentraciones políticas que podrían ser núcleos de nuevos contagios de la pandemia por lo que se recomienda no asistir a esas actividades y si lo hacen, deben considerar todas las medidas de bioseguridad.

Horno crematorio

Después de más de seis meses de la llegada de la pandemia, El Alto recién contará con un horno crematorio para cadáveres por COVID-19, la información fue confirmada por la secretaria de Desarrollo Económico, María Saavedra, quien señaló que se llegó a un acuerdo con los vecinos de la zona Mercedario del Distrito 4 para que el horno sea construido en el cementerio de la zona, que es considerado como el campo santo de esa ciudad.

Durante los pasados meses, algunos cadáveres fueron enterrados en el cementerio Mercedario y otros fueron remitidos a un campo santo privado en la zona Ventilla. Hubo un proyecto de instalar el crematorio en el cementerio Héroes de Octubre de la zona Santiago Primero, sin embargo, la oposición de los vecinos hizo declinar la propuesta de las autoridades.

Según Saavedra, una vez instalado el horno crematorio, los servicios serán a bajo costo tomando en cuenta que en la urbe alteña un gran porcentaje de pobladores es de escasos recursos.