Familia tailandesa recibe visita reiterada de elefante en su cocina

Un elefante hurgando en la cocina no sorprende a la familia tailandesa Boodchan sino todo lo contrario, acostumbrada ya a recibir las visitas reiteradas del paquidermo.

Fuente: La Vanguardia

Carlota Bisbe Mases



Es habitual ver elefantes salvajes merodeando por algunos pueblos de Tailandia, alejándose de su hábitat natural en busca de comida. La preocupación por los destrozos que está causando esta especie en algunas localidades cada vez es mayor.

Este ha sido el caso de la familia de Ratchadawan Puengprasoppon, que se despertó de madrugada tras oír fuertes ruidos y golpes en su casa y se encontró con un elefante que había destruido por completo la pared de la cocina para saquear los alimentos que se encontraban en su interior.

Es habitual ver elefantes salvajes merodeando por algunos pueblos de Tailandia, alejándose de su hábitat natural en busca de comida. La preocupación por los destrozos que está causando esta especie en algunas localidades cada vez es mayor.
Un elefante destruye la casa de una familia en Tailandia y arrasa con la comida de la cocina

El elefante se comió un paquete entero de arroz y con su trompa rebuscó entre los cajones para encontrar cualquier cosa que pudiera comer. El propietario de la casa, que se encontraba en el interior, perplejo y sin saber que hacer, se dedicó a grabar la escena e intentó echar al animal.

Boonchuay es el nombre de este elefante macho que ya es conocido por los habitantes del pueblo de Chalermkiatpattana. El animal reside en el parque nacional tailandés Kaeng Krachan, una zona muy próxima al pueblo, por lo que los ciudadanos ya se han acostumbrado a recibir la visita del elefante con frecuencia.

Un elefante en un centro de recuperación de Tailandia
Los elefantes buscan en aldeas alimentos salados por la falta de comida que sufren en su hábitat natural  Terceros

Según informa Channel New Asia, Pattarapol Maneeon, un veterinario del Departamento de Parques Nacionales y Vida Silvestre, atribuye este incidente a la falta de comida salada en la naturaleza en la temporada de lluvias, que provoca que los elefantes salgan de su hábitat en busca de estos alimentos en aldeas.

De este modo, el veterinario recomendó a la familia Puengprasoppon retirar todas las bolsas de sal, salsas, pescado fermentado y otros alimentos salados, para evitar que el incidente se volviera a producir: «Por ahora, necesitamos eliminar estos elementos que podrían hacerlos retroceder», aseguraba.

Elefante comiendo
El veterinario recomendó a la familia retirar todos los alimentos saados para evitar que el incidente se volviera a producir

Del mismo modo, las autoridades se han comprometido a reparar la casa de la familia y ha proporcionar salinas artificiales para los elefantes en el bosque, para que no tengan que salir a buscar comida en aldeas.