Alexandria Ocasio-Cortez durante su discurso en la Convención Nacional Demócrata. REUTERS/Brian Snyder/Pool