Atribuyendo las palabras a "líderes de negocios de Nueva York", Obama describió a Trump como "puro bombo publicitario, alguien que había dejado un reguero de solicitudes de bancarrota, había violado contratos, había incumplido el pago a los empleados". (REUTERS/Kevin Lamarque)