¿Debería convertirse Adobe Flash en Open Source? Tres razones a favor y tres en contra