EEUU registró el balance más alto de casos diarios después de dos meses (REUTERS/Lucas Jackson)