El mercado de animales exóticos de Wuhan, poco después de su cierre en enero de 2020 (NOEL CELIS / AFP)