El "no" triunfó en el referéndum del 21 de febrero de 2016 sobre una nueva reelección para Evo Morales.