El secrtario de Estado estadounidense, Mike Pompeo (Ron Przysucha/US Department of S / DPA)