Estados Unidos supera los cuatro millones de casos de coronavirus