La aplicación usada durante el censo en Qingdao, en la provincia de Shandong (STR/AFP)