La Policía acordonó la zona y busca al agresor (Lyonmag)