La vacuna mRNA-1273, la primera en ser probada en humanos, se basa en una tecnología a partir de la inoculación de proteínas que deben generar inmunidad, dando al cuerpo instrucciones genéticas contra el virus (EFE)