Los sitios y aplicaciones acceden a datos de usuarios para personalizar la experiencia del usuario y también para redirigir mejor sus anuncios