Los trabajadores electorales clasifican algunas de las miles de boletas por correo en el Registro de Votantes del Condado de Orange en Santa Ana, California, el 2 de noviembre de 2020. REUTERS/Mike Blake