Mariah Carey durante su actuación en Times Square (REUTERS/Carlo Allegri)