Personas con tapabocas caminan frente a tiendas cerradas en San Pablo (EFE)