“¿Por qué la gente lo admira [a El Chapo]? Porque es una leyenda viviente. Es como Al Capone, como Lucky Luciano, como Tony Soprano, como Scarface. Es como un personaje de televisión, solo que este está vivo, es real”, argumentó Adrián Cabrera, periodista de Culiacán, Sinaloa (Foto: REUTERS/Henry Romero/File Photo)