Residentes de la Ciudad de México durante el potente terremoto del pasado 23 de junio (Foto: Claudio Cruz/AFP)