Tarvita: Suben a cerros a orar por algo de lluvia