Todas las esperanzas están ahora en la vacuna (REUTERS/Dado Ruvic/Ilustración)