“Todos los materiales de esta película fueron capturados por la policía, los medios de comunicación o subidos a internet", advierte el documental al comenzar. (Netflix)