Trabajadores del censo recolectan datos en Lianyungang, en la provincia oriental de Jiangsu (STR / AFP)