Un momento de la fiesta en el barrio londinense de Soho el sábado por la noche. Los pubs, hoteles, peluquerías, cines y museos volvieron a abrir el sábado, una medida considerada demasiado prematura por las demás provincias británicas, que adoptaron su propio calendario de desconfinamiento. (REUTERS/Henry Nicholls)