Una Browning como la que exhibieron los sicarios de los chapitos en el culiacanazo (Foto: archivo)