Visitantes disfrutan de la playa de Ipanema en Río de Janeiro el 16 de septiembre (EFE/ Antonio Lacerda/Archivo)