Como costal de papas fue echada Galindo ante la mirada de Evo y sus ministros

- Vida

Violan libertad de prensa. Ocurrió en el acto del matrimonio colectivo el pasado fin de semana cuando Maria Galindo de Mujeres Creando hacia entrevistas en el recinto.

image María Galindo es echada en medio de la calle por los policías.

Galindo: Violaron la libertad de prensa ante la mirada de Evo y sus ministros

La Paz, 9 May (Erbol).- Los policías violaron la libertad de prensa ante la mirada del presidente del Estado, Evo Morales, y sus ministros, que asistieron al acto del matrimonio colectivo intercultural el pasado fin de semana, cuando echaron a la calle a María Galindo, líder de Mujeres Creando y directora de la radio “Deseo”, quien sólo realizaba una entrevista periodística al director de Descolonización, Idon Chivi, sobre temas de descolonización y despatriarcalización, según el relato de la afectada.

“Estaba haciendo una entrevista (a Chivi) más o menos de ocho minutos, pero no terminé la misma porque un grupo de policías me cogieron de las piernas y brazos (y me echaron del lugar), yo sólo logré sujetar mi grabadora y gritar ‘no he hecho nada’. Había una periodista de Página Siete, en el mismo lugar, que me dijo que (la ministra de Culturas) Elizabeth Salguero, (el Presidente) Evo Morales y (el viceministro de Descolonización), Félix Cárdenas, se dieron la vuelta (en el palco) para mirar de cómo me estaban sacando”, denunció Galindo, en declaraciones a Erbol.

Agregó que este hecho constituye un claro acto de violación de la libertad de prensa, que se cometió no sólo ante la mirada del presidente Morales y ministros, sino que además “alguien de muy arriba” dio la orden para que la echaran a rastras.

“Aunque no sé de dónde salió la autorización para sacarme y humillarme así, lo cierto es me sacaron con las piernas abiertas y las fotografías son evidentes de ese hecho”, declaró.

Relató que incluso las policías la pisaron de sus cabellos por lo que tiene irritada el cuero cabelludo, magullada la espalda y moretones en los brazos por la expulsión violenta que sufrió.

“Alguna gente decía no le hagan así, pero igual me sacaron a la calle y me llevaron más o menos cerca al Ministerio de Salud”, ubicado a una cuadra del lugar del evento, recordó Galindo.

Señaló que lo sucedido es un atentado contra la libertad de expresión porque ella no hizo más que sólo preguntar como cualquier periodista a su fuente informativa para hacer una crónica sobre el acto.

“No estaba haciendo nada (malo), no traía una pancarta, sólo tenía mi grabadora para hablar con la gente. Es el miedo (del gobierno) a mis pensamientos críticos, es una censura y violencia contra los medios de comunicación. Yo le había prometido a mi gente hacer una crónica de radio”, explicó.

La organización de Galindo está de acuerdo con la descolonización, que pregona el gobierno de Evo Morales, pero considera que el mismo no se puede llevar adelante sin la despatriarcalización.

Dato. Al momento de su expulsión, Galindo preguntaba a Chivi “¿dónde está dicho que el matrimonio no debe ser machista? ¿Dónde está dicho que la novia no debe lavar los calzoncillos del novio?”.

PIDEN IDENTIFICAR A RESPONSABLES

El secretario ejecutivo de la Federación de Trabajadores de Prensa de La Paz (FTPLP), Boris Quisberth, condenó la actitud de abuso de autoridad de los policías y pidió identificar a los responsables.

“Es condenable cualquier abuso por las autoridades policiales o militares, quizá un tema de prejuicio sobre la señora Galindo hubo, porque ella se ha caracterizado por protagonizar algunas acciones políticas; entonces, al parecer hubo un prejuicio sobre la señora y la desalojaron”, señaló.

El sindicalista advirtió que recogerán mayor información sobre el hecho e inicialmente solicitarán una entrevista con la afectada, luego con las autoridades policiales, para emitir un comunicado oficial de la Federación.

Por su parte, el director ejecutivo de la Asociación Nacional de la Prensa (ANP), Juan Javier Zeballos, afirmó que la libertad de expresión no sólo es de los periodistas.

“Aunque ella estaba en función de periodista, también creo que es directora de la radio (Deseo FM 103.3); entonces, es un atentado a la libertad de expresión porque no puede la policía, por ninguna naturaleza, sacar a empellones y drásticamente arrojarla a la calle, como sucedió con la señora”, manifestó.

La ANP también solicitará a las autoridades investigar el caso y sancionar a los responsables, apuntó Zeballos.