Aprehenden a otras dos personas por caso Rózsa

La cacería de cívicos y supuestos terroristas no cesa. Melgar se fue del país pero niegan vínculo. Audiencia del testigo clave será mañana.
Pesquisa. Juan Carlos Gueder Bruno y un sujeto identificado como Iverth fueron capturados en Santa Cruz, en una acción que derivó en una denuncia de abuso. Se cree que es el inicio de más detenciones

image

Desesperada. Martha Landívar muestra la foto de su marido. Insiste en que fue detenido por sus nexos con el Comité



El Deber

Pablo Ortiz / Leopoldo Vegas

La Fiscalía detuvo ayer a presuntos implicados con el supuesto grupo de terroristas comandado por Eduardo Rózsa. En operativos realizados en Santa Cruz de la Sierra, un grupo de efectivos capturó a Juan Carlos Gueder  Bruno (48) y a un sujeto identificado sólo como Iverth, a quienes fuentes del Ministerio Público relacionan con la venta de armas al grupo que fue abatido el 16 de abril, en el hotel Las Américas.

El caso lo investigan en Santa Cruz el fiscal Marcelo Sosa, que llegó de La Paz acompañado de dos investigadores, el coronel Johnny Aguilera y el capitán Julio Larrea.

Fuentes de Inteligencia de la Policía afirmaron que aún hay dos grupos de agentes en la ciudad y que habrá más detenciones en las siguientes horas.

Según Martha Landívar, esposa de Gueder Bruno, a las 18:10 de ayer, en la zona de la avenida Virgen de Cotoca, una vagoneta Nissan Patrol color perla metálico, con placa 1339 UKL, empadronada en Trinidad como vehículo de servicio oficial, interceptó el automóvil rojo marca Ford en el que Gueder y su mujer se trasladaban para recoger a sus hijas del colegio, obligando a Landívar a tenderse en el piso, apuntándole con un arma larga en la cabeza, mientras el resto de los hombres subía a Gueder a la Nissan. En medio de nervios, Martha logró contar entre seis y ocho efectivos.

La mujer relató que su marido asistía a las reuniones del Comité pro Santa Cruz hasta hace unos ocho meses, cuando ella lo conminó a dejar su militancia, porque no tenían ni para comer. Gueder se dedicaba a la pesca y viajaba de manera constante a Beni.

El ex presidente de la Unión Juvenil Cruceñista (UJC) David Sejas confirmó que Gueder era parte de la institución y que le daba charlas a los integrantes, “pero siempre pedía actuar de manera pacífica”.

El actual presidente de la UJC, Víctor Hugo Rojas, dijo que lo había visto en el Comité, pero que sólo hablaba con Sejas. Por su parte, el presidente cívico, Luis Núñez, aseveró que no lo recordaba, pero esperaba ver su fotografía antes de dar una opinión más cabal.

La familia de Gueder puso una demanda anoche en la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen por secuestro, ya que sus captores no mostraron una orden de apremio.

Sobre Iverth, fuentes de la Fiscalía aseguraron que es paraguayo y lo apodaban como ‘El Capitán’; sin embargo, dentro de la Unión Juvenil Cruceñista Juan Carlos Gueder era también conocido como Capitán Bruno.

Fuentes de Inteligencia aseguraron que se trabaja en torno a cuatro investigaciones paralelas. Para ellos, con el operativo del hotel Las Américas derribaron una de las patas de la mesa. Allí murieron Eduardo Rózsa (boliviano-húngaro-croata), Michael Dwyer (irlandés) y Árpád Magyarosi (rumano-húngaro).

Además, detuvieron a Elöd Tóásó (rumano-húngaro) y a Mario Tadic, que actualmente están detenidos en la cárcel de San Pedro.

Otros tres indicios supuestamente relacionan a Rózsa con ex combatientes de la Guerra de los Balcanes que residen en Paraguay, Brasil y Argentina y que habían sido contactados por él para conformar células de entrenamiento a ‘voluntarios’ de todo el oriente boliviano.

Estos voluntarios serían los que irían a engrosar las filas del ‘núcleo de la resistencia’, que anunció el ciudadano boliviano-húngaro-croata en su entrevista a la televisión pública de Hungría.

Hasta el cierre de esta edición se esperaba que los dos arrestado lleguen hasta la Fiscalía de La Paz. Una fuente indicó que fueron trasladados por tierra desde Santa Cruz.

Hoy levantan reserva de investigación

El fiscal Marcelo Sosa informó de que la reserva que se mantiene en el caso del supuesto grupo terrorista desarticulado el 16 de abril en Santa Cruz será levantado hoy, a las 18:00, y anunció que a partir del jueves comenzarán a declarar varios de los sospechosos que tendrían vínculos con el presunto cabecilla de esta organización, Eduardo Rózsa.

El fiscal no quiso detallar nombres de los que serán convocados a declarar, aunque adelantó que si se comprueba que tenían vínculos con el grupo armado, podrían ser aprehendidos para luego iniciar el proceso judicial cautelar.

La Policía eliminó, mediante un violento operativo el 16 de abril en el hotel Las Américas, a Eduardo Rózsa Flores (boliviano-húngaro-croata), Árpád Magyarosi (rumano de origen húngaro) y Michael Dwyer (irlandés) además se detuvo a Mario Francisco Tadic Astorga (boliviano con pasaporte croata) y Elöd Tóásó (rumanohúngaro), que fueron recluidos en la cárcel de San Pedro.

Se refirió también al presunto abogado de la Cámara de Industria, Comercio, Servicios y Turismo de Santa Cruz (Cainco), Alejandro Melgar Pereira, que también será citado a declarar mañana, por la supuesta venta de un vehículo a Rózsa, el cual fue encontrado en el hotel cruceño y las llaves en la habitación del boliviano húngaro. El levantamiento de la reserva de este caso permitirá también, de acuerdo con Sosa, realizará la audiencia cautelar de anticipo de pruebas del denominado testigo clave, que tiene un video filmado desde su celular, en el cual supuestamente revela las intenciones magnicidas de Rózsa./ANF

Dwyer será sepultado hoy en Irlanda

Los restos de un joven irlandés muerto a tiros por las fuerzas de seguridad boliviana fueron finalmente liberados por las autoridades de Dublín y entregados a su afligida familia anoche. Según el diario The Irish Time, el cuerpo de Michael Dwyer fue sometido a un examen posmortem por orden judicial en el Instituto Marie Cassidy.  El informe preliminar de la autopsia indica que Dwyer falleció por lesiones provocadas por una herida de bala en el pecho.

El examen forense comenzó a las 12:00 del lunes (hora de Dublín) y se extendió hasta la noche. Los médicos se quejaron del estado de descomposición del cuerpo, que complica su trabajo y no garantiza que los exámenes sobre si usó o no armas de fuego en el momento de su muertes puedan realizarse. La comisión médica informará al juzgado dublinés que investiga el caso.

La familia de Dwyer planea enterrarlo hoy en el cementerio de Terryglass, cerca de su natal Tipperary. Dwyer fue ‘reclutado’ por Revesz, un húngaro ligado a la Legión Szekler, un grupo irregular que supuestamente se encargó de reclutar gente para Eduardo Rózsa. Dwyer y Revesz trabajaron como guardias del grupo de control de riesgo de la Shell, que se vio involucrado en un incidente en Irlanda.

Melgar se fue del país pero niegan vínculo

Investigación. El abogado que, según la Fiscalía, apoyaba al grupo de Rózsa salió del país el 13 de abril, por Yacuiba. De Argentina pasó a Uruguay. Su padre descarta complicidad

image

Evidencia. El vehículo comprado por Rózsa fue llevado a La Paz, en calidad de prueba, por los investigadores del caso

El Deber

Freddy Lacio F.

El abogado Alejandro Melgar Pereira, que según el Ministerio Público facilitó la estadía en Santa Cruz del grupo liderado por Jorge Eduardo Rózsa Flores, se fue de Bolivia al considerar que no hay garantías para su persona en el país. Melgar, que supuestamente ofició de intermediario en la compra de un vehículo que se afirma fue utilizado en dos atentados con explosivos, será citado para declarar mañana sobre el caso, en La Paz, aunque su padre afirma que nada tiene que ver.

En entrevista  concedida a un medio televisivo, el padre del abogado, Johnny Melgar Castedo, explicó que su hijo se fue del país al considerar que no hay garantías para los derechos fundamentales de las personas.

EL DEBER intentó contactar a Johnny Melgar para confirmar el destino de su vástago, pero en su oficina respondieron que no se iba a presentar en toda la tarde y en su domicilio no contestaron el teléfono.

Según informes que maneja el Ministerio Público y que fueron ratificados por Migración, Alejandro Melgar salió del país rumbo a Argentina el 13 de abril, a las 12:39, por  Yacuiba. El 19, tres días después del operativo en el hotel Las Américas, el jurista habría pasado de Buenos Aires a Uruguay. 

Sobre el tema, el fiscal paceño que lleva adelante las investigaciones, Marcelo Sosa, indicó que Melgar Pereira será citado a declarar mañana en La Paz, para responder por su supuesta participación en la compra del vehículo Hyundai con placa 1371BGF, que habría sido utilizado durante el atentado contra la vivienda de monseñor Julio Terrazas.

El abogado Carlos Guillén Moreno, propietario del motorizado, confirmó que Rózsa le compró el automóvil el 8 de abril y que Melgar ofició como su abogado en los trámites de rigor.

Guillén también explicó que al momento de prestar su declaración voluntaria en la Fiscalía paceña los investigadores le hicieron más de 20 preguntas, que no puede revelar debido a la reserva sobre el caso.

En Santa Cruz, el fiscal Sosa manifestó que la reserva sobre las investigaciones será levantada hoy, a las 18:00, y de inmediato serán citadas varias personas para que presten sus declaraciones y así obtener más datos.

Audiencia del testigo clave será mañana, con reserva

Investigación. Los especialistas creen que hubo un agente boliviano infiltrado en el grupo que comandaba Eduardo Rózsa. La situación del húngaro detenido en San Pedro es incierta

image

Boliviano. Ésta es una fotografía de Mario Tadic en Croacia, que está en un portal de Internet; ahora está preso en La Paz

El Deber

M.Chuquimia y Henrry Ugarte

Para este jueves a las 9:00 está prevista la audiencia de ‘anticipo de prueba’ que solicitó el Ministerio Público al juez Róger Valverde. El fiscal Marcelo Sosa, que investiga el caso, dijo que fueron notificados, pero adelantó que la misma será de carácter reservado por la delicadeza de las declaraciones que hará este testigo que tiene custodia policial.

Los especialistas creen que se trata de un agente infiltrado dentro del grupo y que fue el autor del video que fue grabado con un teléfono celular. Uno de los nombres que surge es el de Mario Tadic Astorga, que está recluido en la sección La Grulla de la cárcel de San Pedro.

No hay muchos datos sobre Tadic. Se desconoce al o la abogada que lo patrocina y se sabe que tiene nacionalidad croata y boliviana.

Las autoridades policiales afirman que Tadic no tiene contacto con nadie y ni siquiera familiares se acercaron a preguntar por su situación.

El día de su traslado a La Paz se pudo ver a Tadic sin esposas en el vehículo de los fiscales, cuando era transportado del aeropuerto de El Alto a la Fiscalía.

Luego, en la audiencia que se realizó a las 02:30, se pudo observar que Tadic no estaba esposado, y cuando fue trasladado al penal entre ambos llevaban una botella de refresco y una bolsa con comida rápida; a pesar de esos detalles las autoridades niegan que tenga un pariente que vele por su seguridad y su manutención.

Respecto al húngaro Elöd Tóásó, el otro detenido en el penal de San Pedro por el  supuesto caso de terrorismo, el abogado defensor Rigoberto Paredes comentó ayer  que esperará hasta la realización de la audiencia de anticipo de prueba, marcada para este jueves en La Paz, para intentar, nuevamente, acceder al cuadernillo de investigación. 

“Para nosotros es muy importante conocer lo que dice el cuadernillo para definir la estrategia a emplear; sin embargo, ya tenemos algunas variantes que manejamos como alternativa para nuestro defendido”, dijo el abogado Paredes.

Si bien se dispuso que la audiencia del jueves sea reservada, el abogado de Tóásó señaló ayer que insistirá para poder ingresar al juzgado, porque la declaración del testigo que presentará la Fiscalía podría cambiar el rumbo del proceso judicial.

Entre tanto, el embajador de Hungría en Argentina, Mátyás Józsa, anunció que dejará hoy la sede de Gobierno, donde pasó la última semana.

Iglesia pide esclarecer los ataques

La Iglesia católica protestó ayer por el atentado sufrido en la casa del cardenal Julio Terrazas, y exigió un esclarecimiento pronto de los sucedido, para que no vuelvan a ocurrir hechos semejantes en contra de ninguna persona .

“Protestamos enérgicamente y exigimos un pronto esclarecimiento de los hechos. Agradecemos tantos signos de cercanía de personas e instituciones llegados en estos días al señor cardenal y, de manera especial, las palabras de aliento y solidaridad del Santo Padre Benedicto XVI, expresadas en el mensaje que él ha enviado y ha sido conocido oficialmente en nuestra Asamblea», señala el mensaje de los obispos emitido a la conclusión de la 87 Asamblea realizada en Cochabamba.

La Conferencia Episcopal también instó a los sectores políticos y sociales del oficialismo y la oposición encarar unas elecciones generales limpias donde estén ausentes los engaños, mentiras, insultos, confrontaciones violentas y se evite la presencia de intereses particulares en contra del buen común de los bolivianos. 

El clero del país también considera que la fe en Cristo demanda a la comunidad católica convertirse en artífices de la comunión y constructores de una sociedad solidaria, justa y fraterna, en la que todos nos sintamos unidos y corresponsables para hacer de Bolivia la casa común que protege y acoge sin distinción ni discriminación a todos.

  Evidencias  

– Maltrato. El embajador de Hungría, Mátyás Józsa, declaró el 23 de abril que Elöd Tóásó fue maltratado. Desde el pasado lunes una página web húngara muestra fotografías del cuerpo golpeado del detenido.

– Problema. Por haber hecho este tipo de declaración, el embajador Józsa tuvo problemas con el Gobierno boliviano que le exigió una aclaración al respecto.

Embajador húngaro dio informe a Unión Europea

El embajador de Hungría, Mátyás Józsa, que tiene su base de operaciones en Buenos Aires, Argentina, y que está en Bolivia desde la semana pasada, presentó ayer un informe ante la oficina de la Unión Europea en La Paz.

Según el embajador húngaro, el Gobierno de su país no pidió de manera oficial a la Unión Europea, que sus diplomáticos con sede en La Paz intervenga en el asunto, por lo tanto, el informe se limitó a precisar su accionar en la última semana.

Según una página web húngara, los amigos de Elöd Tóásó realizan una campaña para recolectar fondos para costear su defensa legal.

Detienen a dos unionistas y los vinculan con terrorismo

Juan Carlos Gueder Bruno y un paraguayo fueron detenidos en Santa Cruz y traslada-dos hasta La Paz. Se los acusa de proveer armas a los supuestos terroristas.

image

El Nuevo Día

Dos supuestos proveedores de armas a la presunta célula terrorista desarticulada el 16 de abril fueron detenidos ayer en la capital cruceña y trasladados a La Paz en medio del hermetismo policial.

Se trata de Juan Carlos Gueder Bruno (48), conocido como “el Capitán” supuesto activista de la Unión Juvenil Cruceñista y el otro es Alcides, identificado con el apodo de “paraguayo” o “comandante beniano” y a ciencia cierta se desconoce si es boliviano o extranjero.

El hecho se conoció ayer al caer la tarde cuando Martha Landívar, la esposa de Gueder Bruno, denunció que a su marido “lo secuestraron”, unos desconocidos que llevaban chalecos, pero que no se identificaron como policías, pero que estaban con el rostro descubierto y tenían corte militar.

Landívar informó que cuando se desplazaba con su esposo a bordo de un automóvil fueron interceptados por una vagoneta de color blanco marca Land Cruiser placa 1339-UK de la cual descendieron los  captores armados y lo obligaron a subir a la fuerza, en la avenida Virgen de Cotoca.

“Nadie pudo hacer nada porque nos quedamos pasmados cuando la camioneta blanca se cruzó al auto de mi tío y salieron seis personas armadas y pusieron boca abajo a mi tía en el piso y a mi tío se lo llevaron”, dijo Alejandra Ibáñez, una familiar del detenido.

La esposa se trasladó hasta la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen, pero cerca de las 20.00 el comandante de esa unidad policial, coronel Miguel Ángel Gonzales, dijo que desconocía el operativo policial.

Landívar afirmó que su marido  se dedica a la pesca y no tiene nada que ver en el caso de los supuestos terroristas que pretendían, según el Gobierno, cometer un magnicidio en contra del presidente Evo Morales, aunque admitió que su marido participó en algunos cabildos.

La madrugada del 16 de abril, Magyarosi Árpád (rumano) y Michael Dwyer (irlandés), además del boliviano Eduardo Rózsa Flores (ex militar boliviano croata), acusados de ser terroristas, fueron abatidos por la policía. En tanto, el boliviano Ramiro Francisco Tadic Astorga (51) y al húngaro Elöd Tóásó (28), fueron enviados a la cárcel de San Pedro en La Paz, acusados por el delito de terrorismo.

Las dos nuevas detenciones están relacionadas con la llegada del fiscal Marcelo Sosa a la capital cruceña, quien ayer dijo que existe una lista de las personas que colaboraban a la célula terrorista. Precisamente ayer se conoció sobre el allanamiento del domicilio del abogado Alejandro Melgar Pereira, sindicado de haber sido quien compró el vehículo a la supuesta célula terrorista y pagó el alquiler de un hotel donde éstos se alojaban,

Los operativos ocurren cuando este jueves en el juzgado de La Paz, a cargo de Julia Parra, se levantará el “secreto” del expediente y la fiscalía anuncia para hoy, la presentación de un “testigo clave”.

se levanta el secreto en el caso

El operativo • Fue el 16 de abril. Magyarosi Árpád (rumano) y Michael Dwyer (irlandés), además del boliviano Eduardo Rózsa Flores (ex militar boliviano croata), acusados de ser terroristas, fueron abatidos por la policía. El boliviano Ramiro Francisco Tadic Astorga y el húngaro Elöd Tóásó, fueron detenidos.

Implicados y testigo clave • Además de los detenidos buscan  al abogado Juan Carlos Melgar Pereira, quien habría fugado al Uruguay y la fiscalía habla de un ‘testigo clave” que será presentado hoy en La Paz.

Se trata de un hombre que fue quien proporcionó un video en el que aparecen conversando Rósza y los otros y hablan del supuesto magnicidio. Al caso se suman ahora los dos últimos detenidos acusados de proveer armas a los implicados.

Tres activistas se escaparon  ‘por un pelo’

Tres activistas de la autonomía departamental que anoche se encontraban en el informativo de la Red Unitel se salvaron de ser detenidos por efectivos policiales que se desplazaban en la misma vagoneta en la que apresaron a Juan Carlos Gueder.

El hecho fue contado por Alfredo Saucedo, quien se encontraba acompañado del ex presidente de la Unión Juvenil Cruceñista, David Sejas, y del ex dirigente de la Federación Universitaria Local (FUL) Róger “Chiqui” Martínez.

“Nos escapamos por un pelo y tuvimos que abandonar el noticiero porque nos avisaron que llegaban los agentes, eran las 20.45”, dijo Saucedo.

David Sejas reveló que hay una lista de personas a detener, entre ellas el mismo prefecto cruceño, Rubén Costas.

Los operativos están siendo coordinados por una comisión de fiscales que llegó de La Paz y que no han hecho conocer los mandamientos a la Fiscalía de Santa Cruz como ocurrió con la intervención en el hotel Las Américas y en la Feria Exposición el pasado 16 de abril.

Detienen y trasladan a La Paz a dos personas

image

Juan Carlos Gueder Bruno

La Estrella del Oriente

La cacería de cívicos y supuestos terroristas no cesa. Ayer, en dos operativos diferentes, agentes de Inteligencia del Gobierno, con el rostro cubierto, detuvieron a dos personas ligadas supuestamente a una banda de terrorismo y a la Unión Juvenil Cruceñista.

Los dos cruceños fueron secuestrados de forma violenta por desconocidos y se conoció que posteriormente fueron llevados a La Paz.

Se informó que uno de los aprehendidos es Juan Carlos Gueder Bruno (48), quien junto a otra persona identificada como “el Capitán”, están acusados de vender armas a la supuesta banda de terrorista desbaratada el pasado 16 de abril en el hotel Las Américas.

Betty de Gueder, esposa de Juan Carlos, indicó que al promediar las 18:30 horas ocho hombres vestidos de civil, algunos encapuchados y otros con recorte militar, los interceptaron en las proximidades del tercer anillo y la Av. Virgen de Cotoca y los redujeron. “Me pusieron boca abajo y me encañonaron, luego se llevaron a mi esposo en una vagoneta blanca”, sostuvo la afligida mujer en las puertas de FELCC, donde exigía explicación por la detención.

La mujer confirmó que Juan Carlos Gueder Bruno trabajaba brindando seguridad en el Comité pro Santa Cruz y apoyaba las labores de la Unión Juvenil Cruceñista en la gestión de David Sejas, pero que hace 9 meses dejó de asistir para dedicarse a la pesca.

Tras el hecho, el ex presidente de la Unión, junto a los activistas Róger Martínez y Alfredo Saucedo se declararon en la clandestinidad a tiempo de denunciar una persecución desmedida del Gobierno, que quiere detener a todos los opositores.