Iglesia pide al gobierno escuchar a sectores que no aceptan la Ley Antirracismo

El Obispo auxiliar de Santa Cruz Monseñor Braulio Saéz, dijo que amplios sectores de la población no aceptan el modo y la aprobación de determinadas leyes como el de Discriminación y Antirracismo porque quebrantan la libertad de pensamiento, expresión y religión, razón por el cual pidió que estos sean escuchados en sus observaciones.

image

Obispo Sáez pide al gobierno escuchar a sectores que no aceptan la Ley Antirracismo (foto Anf)



"Amplios sectores de la población no aceptan el modo y la manipulación que se está haciendo en la aprobación de determinadas leyes, en concreto, de discriminación y antirracismo", remarcó. 

Las declaraciones de Saez, fueron realizadas ante la oposición de las asociaciones y federaciones de prensa a los artículos 16 y 23 de la Ley Antirracismo y de Discriminación, que son considerados como conculcatorios de la libertad de prensa e información. 

La autoridad del clero cruceño de forma indirecta pidió a los funcionarios del gobierno de Evo Morales y del MAS escuchar a los sectores opuestos porque el país lo conforman todos los que viven en Bolivia. 

Es "urgente escuchar a todos los sectores del pueblo de Dios sin diferencia de color y no vale oir a quienes piensan como yo pienso, a quienes aplauden o sintonizan con las ideas que yo tengo sean de orden político o partidario hay que defender la vida de tantas personas (…) porque el país lo conformamos todos los que vivimos en esta tierra en Bolivia", apuntó. 

La fuente mencionó que la Iglesia como parte del pueblo tiene derecho a expresar opinión al respecto como lo han hecho los obispos días atrás cuando decían que la Iglesia rechaza toda forma de discriminación y racismo, conductas que vulneran la libertad y la igualdad de las personas "Lo estamos viendo y lo estamos sufriendo durante todos estos días porque se quiere imponer unas leyes que no son consensuadas por todos", aseguró. 

Asimismo, recordó el mensaje de los obispos dado a conocer el pasado 27 de septiembre, el cual indicaba que si bien es cierto que es necesario luchar contra actitudes discriminatorias, es necesario garantizar que cualquier legislación deba ser compatible con los principios de pluralidad, libertad de pensamiento y de libre expresión de lo contrario supone la imposición de un pensamiento único y una visión de persona y sociedad que amenaza una sana convivencia social y democrática.

"Conculcar queridos hermanos estos derechos (libertad de prensa y de expresión) es segregar a las personas, es sacarles de su entorno, privarles de su dignidad de personas y de la libertad que tiene que tener todo hijo de Dios", agregó. 

El clero argumentó que se pueden encadenar y acallar a las personas, a la prensa, se puede manipular las leyes, la información, tantas cosas que se pueden controlar pero la palabra de Dios no puede ser encerrada en los caculos humanos por encima del sufrimiento de las persecuciones. 

"Queridos hermanos todos los ciudadanos tenemos el derecho al libre pensamiento a la libre expresión, libertad de credo y de religión, estos principios están enmarcados en los derechos humanos y no se pueden acallar las ideas porque no estén en sintonía con las mías con las de mi grupo o partido", subrayó.  Finalmente, el sacerdote pidió a los cristianos a divulgar la palabra de Dios disipando las lepras que aún existen en el país. ANF.