CEDLA: Inflación de alimentos llega al 18,5% en Bolivia

“El dato de la inflación acumulada, como promedio, ya es mayor al incremento otorgado por el Gobierno; peor aún, si se trata del incremento de los precios de los alimentos, el índice casi dobla la oferta gubernamental”, aseguran.

image

La Paz, 14 ABR (ANF).- El Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agrario (CEDLA) alertó que en los últimos doce meses –a marzo de 2011– la inflación de alimentos llegó a 18,5%, más de siete puntos porcentuales por encima del Índice de Precios al Consumidor (IPC), que en el mismo periodo llegó a 11,1%.

“En medio de las demandas de las organizaciones laborales por un incremento salarial mayor al 10%, propuesto por el Gobierno, es importante dar a conocer a la población que, de acuerdo a fuentes oficiales, el dato de la inflación acumulada, como promedio, ya es mayor al incremento otorgado por el Gobierno; peor aún, si se trata del incremento de los precios de los alimentos, el índice casi dobla la oferta gubernamental”, señala el CEDLA.

Según la institución, esta situación se da porque –bajo el supuesto de que el incremento salarial definitivo fuese de 10%–, los salarios de marzo de este año, aunque formalmente hubiesen recuperado su poder adquisitivo respecto a la inflación anual de 2010, en realidad habrían perdido su capacidad de compra en el momento de ser cobrados debido a la inflación verificada en el primer trimestre de 2011.

Y agrega que “esta relación, entre el aumento nominal y el salario real, es congruente, además, con el hecho de que los efectos del ‘gasolinazo’ dictado a fines de diciembre, recién se hicieron perceptibles a partir de enero del presente año”.

“Por otro lado, este comportamiento de la inflación en este primer trimestre del año pone en tela de juicio la afirmación de funcionarios gubernamentales y empresarios de que el incremento salarial sería causante de la inflación, al demostrar que mientras la movilización de los asalariados intenta que sus salarios nominales se ‘recuperen’, los precios continúan su escalada, generando una ganancia adicional para fabricantes y comerciantes”, concluye el CEDLA.