El nuevo penal de La Paz no prevé convivencia con niños

En el penal de San Pedro habitan 150 niños junto a sus padres. El nuevo Complejo será construido en Chonchocoro  y su construcción costará cerca de $us 4 millones.

image En el interior del penal de San Pedro habitan al menos 150 niños junto a sus padres. De allí salen a diario para asistir al colegio.

Página Siete / La Paz

Proyecto. Una comisión interinstitucional lanzó la convocatoria pública para que una empresa se adjudique el estudio a diseño final.

El nuevo complejo penitenciario del departamento de La Paz, que reemplazará al penal de San Pedro, no contempla la convivencia de niños junto a sus progenitores.

Siga las noticias de eju.tv por //t.me/ejutv - Telegram

El defensor del Pueblo, Rolando Villena, explicó que su despacho trabaja para que en el mediano plazo “digamos entre uno o dos años” no haya más niños viviendo junto a sus padres.

“No podemos seguir celebrando el Día del Niño teniendo a niños sin que ellos así lo quieran (en las cárceles, que) tengan que estar recluidos y sigan siendo víctimas de cosas que ellos no tienen por qué experimentar”, afirmó Villena, durante la presentación de la convocatoria pública para la construcción de una nueva cárcel modelo ubicada cerca de la ciudad de El Alto.

Según información oficial, al menos 150 niños conviven en el penal de San Pedro junto a sus progenitores.

En declaraciones recientes, el representante en Bolivia del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas, Denis Racicot, observó con preocupación que los reclusos convivan con sus familias, situación que no se ve en otros penales de la región.

“En una protesta de la cárcel de San Pedro (refiriéndose a los reclamos por el prediario) había como 200 niños, y nos preguntamos si es el mejor lugar para que convivan”, apuntó.

Nueva cárcel

El ministro de Gobierno, Sacha Llorenti, informó que una comisión interinstitucional, integrada por el defensor del Pueblo, la Cruz Roja Boliviana, Régimen Penitenciario, la Pastoral Penitenciaria, entre otras, elaboró los términos de referencia para la construcción del nuevo recinto carcelario.

Ayer fue lanzada la convocatoria para que una empresa multidisciplinaria en sociedad accidental por producto realice el estudio a diseño final del Complejo Penitenciario Modelo del departamento de La Paz que deberá ser entregado en un plazo de 60 días calendario a partir de la firma del contrato.

Llorenti explicó que la necesidad de construir un nuevo penal se debe a que el que existe actualmente en San Pedro data del siglo XIX y que fue concebido para albergar a 400 personas, pero que actualmente existen 1.800, es decir, que hay hacinamiento.

El financiamiento, dijo el ministro, está garantizado. El Gobierno prevé que la Asamblea Legislativa apruebe una ley que transfiera al Estado, a título oneroso, el terreno que actualmente ocupa esa cárcel y que se haga el pago tras un avalúo.

La nueva cárcel modelo tendrá un sector para los presos que tienen sentencia y otro para los que están recluidos preventivamente. También se habilitarán talleres para que se cumpla con el principal objetivo que es la rehabilitación y la inserción social.

Surge una pugna Alcaldía-Gobierno

Frente a la decisión del Gobierno de trasladar la cárcel de San Pedro a otro lugar, la Alcaldía considera que ese espacio debe ser destinado a ampliar la plaza Sucre o a la construcción de un centro cultural. Por el contrario, el Ejecutivo impulsará una ley para que ese predio sea transferido al Estado a título oneroso.

El alcalde de La Paz, Luis Revilla, explicó que ya existe una ley que fue aprobada en los años 90, la cual establece que ese espacio debe ser destinado a la construcción y ampliación de la plaza Sucre o la edificación de un Centro Cultural. “Este uso le dará un respiro a la ciudad y más aún si se considera que este terrero se encuentra en el corazón mismo de La Paz”.

Sin embargo, el ministro de Gobierno, Sacha Llorenti, tiene otros planes. Prevé que la Asamblea Legislativa apruebe una norma para la transferencia de esos terrenos al Estado, a título oneroso y previo pago de un avalúo.

Revilla criticó la iniciativa gubernamental de utilizar ese espacio en la construcción de un edificio.

Licitan diseño del penal para trasladar a reos de San Pedro

La Paz. Se edificará en Chonchocoro. La construcción costará cerca de $us 4 millones

image

Privados de libertad realizan arreglos. foto: Regimen Penitenciario

La Razón

El Ministerio de Gobierno lanzó la licitación para el estudio y diseño final de un nuevo recinto penitenciario, en Chonchocoro, al que serán trasladados los privados de libertad que se encuentran actualmente en la cárcel de San Pedro de la ciudad de La Paz.

El ministro de Gobierno, Sacha Llorenti, dijo que el estudio y diseño final costará Bs 290 mil y que estará listo en 60 días. Indicó que el recinto penitenciario modelo de La Paz se edificará en Chonchocoro, municipio de Viacha.

Prevé que la construcción de la nueva cárcel tendrá un costo aproximado de $us 4 millones. “Se trata de resolver de manera estructural el problema que se ha presentado en el régimen penitenciario y es otorgando las condiciones de infraestructura adecuada a los privados de libertad”, señaló.

En la cárcel de San Pedro, en la actualidad, están recluidos más de 1.800 internos. El recinto fue construido hace más de un siglo para albergar a 400 personas.

El ministro de Gobierno señaló que la construcción del nuevo recinto penitenciario se financiará con parte de los recursos que se logren de la transferencia a título oneroso de los terrenos de San Pedro al Estado, en este caso al Ministerio de Hacienda.

El alcalde de La Paz, Luis Revilla señaló que el tema de propiedad de los terrenos, siempre fue “confuso”, pero recordó que existe una ley promulgada en los años 90 que establece que en el lugar se debe construir o ampliar la plaza Sucre. “Si bien el tema de la propiedad del terreno es confuso lo que está establecido por ley es el destino de esos predios”, sostuvo.

El ministro de Gobierno informó que la elaboración de los términos de referencia para el diseño del  nuevo penal contó con el apoyo de varias instituciones, entre ellos el Movimiento Laico para América Latina, la Pastoral Penitenciaria de la Iglesia Católica, la Cruz Roja y el Defensor del Pueblo.

Entre las áreas mínimas con las que contará el nuevo penal figuran: cabinas telefónicas, salas de entrevistas, celdas, alimentación, nutrición, higiene, educación, talleres, biblioteca y áreas recreacionales y para el culto interreligioso.

Rolando Villena, Defensor del Pueblo, anunció que su despacho tiene previsto ejecutar un plan que permita, en uno o dos años, sacar a los niños que viven con sus papás dentro de la cárcel de San Pedro.