Se activan conflictos por el Tipnis: Bloqueos, advertencias y tensión; gobierno e indígenas retoman posiciones antagónicas

Los indígenas que marcharon a La Paz denuncian acoso y el robo de sus pertenencias en el Trópico.

Bloquean ruta a Santa Cruz contra la ley corta

image Indígenas de Conisur bloquean la carretera Cochabamba-Santa Cruz, ayer en la zona de El Castillo, en el trópico de Cochabamba. La medida de presión duró una hora. – Noé Portugal Los Tiempos



Por July Rojas M. Los Tiempos | Lauca Ñ y El Castillo
Los indígenas del Consejo de Indígenas del Sur (Conisur) bloquearon ayer por una hora la carretera a Santa Cruz en una demostración de que pueden paralizar el tránsito vehicular para exigir la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos a través del Tipnis y luego de recibir una explicación de asambleístas del Movimiento Al Socialismo (MAS) sobre la ley corta promulgada el lunes pasado por el presidente Evo Morales.

Unos 500 indígenas que conviven con cocaleros y colonos en el sur del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis) comenzaron a bloquear aproximadamente a las 18:00 con piedras, troncos y ramas en el puente Gumucio y en un tramo de la zona de El Castillo que conecta con Isinuta, donde inicia el tramo I de construcción de la carretera a Beni, a pocos kilómetros de Villa Tunari.

Los manifestantes levantaron la medida a las 19:00, pero el tránsito tardó más de una hora en normalizarse debido a que decenas de vehículos habían quedado parados.

Los dirigentes del Conisur advirtieron que si hasta hoy los dirigentes de la marcha en defensa del Tipnis no van al lugar para justificar la aprobación de la ley corta volverán a bloquear, pero de manera indefinida.

Los indígenas del sur del parque decidieron impedir el paso por la ruta a Santa Cruz después de escuchar el informe del diputado indígena Eleuterio Guzmán y del senador Adolfo Mendoza, ambos del MAS, sobre el proceso de redacción y aprobación de la polémica Ley de Protección del Tipnis.

Previo, un ampliado de las seis federaciones de cocaleros del trópico de Cochabamba en Lauca Ñ determinó dar un plazo de 48 horas a empresas madereras y Organizaciones No Gubernamentales (ONG) para que salgan del Tipnis. También decidieron apoyar al Conisur en todas sus acciones.

En el ampliado cocalero y en la reunión de los indígenas también participó el gobernador Edmundo Novillo quien dio su apoyo al Conisur y además denunció que la marcha indígena en defensa del Tipnis buscaba un golpe de estado al Gobierno de Evo Morales.

Novillo viajó al trópico de Cochabamba después de que en la madrugada de ayer el presidente Evo Morales le reprochó, durante una reunión en la que también participó el alcalde Edwin Castellanos, su falta de apoyo a la construcción de la carretera por el territorio indígena, según informó a la agencia estatal ABI el secretario general de la Gobernación, Freddy San Millán.

“Intangible”

La explicación de los legisladores del MAS, tanto en el ampliado de cocaleros como en el encuentro con los indígenas del sur del Tipnis, se concentró en la inclusión del término “intangible” en la ley corta que establece que ninguna carretera podrá atravesar el territorio indígena y parque nacional.

El senador Mendoza dijo que, a pesar de la advertencia, los indígenas marchistas insistieron en introducir la palabra y “ahora que los dirigentes asuman su responsabilidad junto con sus asesores”.

“Dicen intangible para ellos no, pero sí para nosotros. Es como decir para mí coca excedentaria para otros no. La ley es para todos”, indicó. Con esos datos, los indígenas del Conisur reiteraron su rechazo al término porque entendieron que en adelante no podrán realizar ninguna actividad económica, productiva o de extracción de recursos naturales dentro el área protegida.

De esta manera, el oficialismo insiste en interpretar la intangibilidad del Tipnis en perjuicio de los habitantes del parque nacional.

El tema también siguió en debate en La Paz, donde el vicepresidente Álvaro García Linera aseguró que el término no puede ser interpretado en el reglamento sino sólo sus efectos que, en su criterio, alcanzarán a las actividades industriales y empresariales dentro el Tipnis y no a las destinadas a la “obtención de condiciones de vida de los habitantes”.

Siguiendo esa misma línea, el director de la Agencia para el Desarrollo de las Macro regiones y Zonas Fronterizas (Ademaf), Juan Ramón Quintana, expuso sobre los proyectos productivos, de explotación de madera y otros en el parque a los que calificó de “monopólicos”.

“El día que aprobamos la ley de la intangibilidad del parque quedó claro. La ley establece que el parque Isiboro Sécure en su totalidad es intangible. Un reglamento no puede interpretar la ley (…) lo que puede hacer es viabilizar, ejecutar lo que dice una ley. Los únicos que pueden interpretar la ley es el Tribunal Constitucional, la Asamblea”, dijo el Vicepresidente.

Varios asambleístas del MAS indicaron que con la ley el Tipnis no podría ser tocado para nada. Incluso un legislador llegó a decir que los indígenas ni podrían cazar.

En tanto, al parecer las negociaciones para la elaboración del reglamento están estancadas. Ayer los dirigentes indígenas de la marcha en defensa del Tipnis debían entregar su propuesta al Gobierno, pero no hubo reunión.

En la Gobernación

Jalón de orejas

La madrugada de ayer, el Presidente Evo Morales reprochó a los líderes regionales su falta de apoyo a la construcción de la carretera por el Tipnis.

Los cocaleros amenazan

Después de cuatro horas de intervenciones en Lauca Ñ, los dirigentes cocaleros de las seis federaciones del trópico de Cochabamba resolvieron dar 48 horas de plazo a las empresas madereras que operan dentro el Tipnis para que salgan del lugar o, caso contrario, amenazaron con hacer un llamado al Ejército para que hagan cumplir la ley corta que declara la intangibilidad del parque.

Más de 500 dirigentes de los productores de coca, junto con asambleístas nacionales, departamentales, el gobernador Edmundo Novillo, alcaldes de municipios del trópico, el cacique mayor del Consejo Nacional Indígena del Sur (Conisur), Gumercindo Pradel, entre otras autoridades, participaron ayer del ampliado de emergencia.

NOVILLO: PLANIFICABAN GOLPE DE ESTADO

El gobernador de Cochabamba, Edmundo Novillo, dijo ayer que la intención de la marcha indígena en defensa del Tipnis tenía el objetivo de dar “un golpe de estado” al presidente Evo Morales al llegar a la ciudad de La Paz, pero que ese intento fracasó con la movilización de las “fuerzas vivas” que respaldan al Gobierno efectuada días antes de las elecciones judiciales en La Paz y otras regiones.

“Han fracasado en este su intento porque el 12 de octubre demostramos con nuestras fuerzas movilizadas el respaldo que tiene nuestro hermano Presidente”, indicó Novillo durante el ampliado de emergencia de las seis federaciones de cocaleros.

Novillo también insistió en que es una preocupación perder definitivamente el financiamiento para la construcción de la carretera a Beni que, dijo, es lo que la oposición estaría buscando. “El Presidente ha cumplido con Bolivia (…) al conseguir el financiamiento”, señaló.

“Los opositores utilizaron la marcha, se han opuesto a la carretera con el pretexto de proteger el Tipnis”, señaló la autoridad.


DECLARATORIA

Personas no gratas

El ampliado extraordinario de las seis federaciones de cocaleros del trópico cochabambino decidió ayer declarar personas no gratas y enemigos del desarrollo nacional a los dirigentes indígenas Adolfo Chávez, presidente dela Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob), a Rafael Quispe, del Conamaq, a los líderes opositores Juan del Granado y Samuel Doria Medina, y a los exmasistas Alejandro Almaraz y Álex Contreras.

El ampliado concluyó declarando estado de emergencia en la región por la suspensión del tramo II de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos. Los productores de hoja de coca descartaron sin embargo, por el momento,  iniciar movilizaciones o medidas presión.

Otros dos puntos fueron aprobados en la localidad de Lauca Ñ: la declaratoria de personas no gratas y dar plazo de 48 horas para que las empresas madereras abandonen el Tipnis.

“Hay personas que se oponen al desarrollo de nuestro departamento, hemos declarado persona no grata al Juan del Granado que siendo cochabambino se opone al desarrollo de nuestro departamento”, afirmó la dirigente cocalera  Juanita Ancieta.

A MARCHISTAS

Denuncian robo y amenazas

En Cochabamba, unos 20 indígenas de San Miguelito del Tipnis, que participaron en la marcha indígena en defensa de su territorio, permanecen en la ciudad y piden que la Defensoría del Pueblo los acompañe hasta su lugar de origen debido a que supuestamente los colonos que realizaban una vigilia en la zona de El Castillo robaron y amedrentaron a un grupo de marchistas que pasó por el lugar.

El dirigente de la Subcentral del Tipnis, Federico Sánchez, denunció que en la madrugada de ayer, cuatro indígenas que retornaban a su comunidad fueron asaltados. Las cuatro personas son Anastasio Muiva, Marcelino Yuco y sus hijos Víctor e Isabel de 20 y 15 años.

“Varios indígenas pasaron sin problemas por allí porque no bajaron de la movilidad, pero estas cuatro personas bajaron del vehículo y los colonos de la vigilia les quitaron sus mochilas y las bolsas con la ropa y otras cosas que recibieron como donación a lo largo de la marcha y en La Paz”, informó Sánchez, según la Fundación Tierra.

Sobre los indígenas que permanecen en Cochabamba y quieren volver a San Miguelito, el dirigente señaló que ellos solicitan el acompañamiento de la Defensoría del Pueblo o de la prensa.

El gobierno hará cumplir carácter de intangibilidad del Tipnis

Conflicto por el TIPNIS – Gobierno hará cumplir carácter intangible; se activan conflictos

Los cocaleros dieron un plazo de 48 horas, a partir de hoy, para que los madereros abandonen el TIPNIS. Los indígenas anuncian que defenderán los proyectos

El presidente en ejercicio Álvaro García afirmó que harán respetar el carácter intangible y limitarán las actividades productivas en el TIPNIS. Los indígenas respondieron que defenderán la permanencia de proyectos turísticos y de extracción de madera.

image ADEMAF. Juan Ramón Quintana informó ayer sobre las actividades madereras y otras en el parque.

En la línea del Gobierno y después de un ampliado en Lauca Ñ, en el Chapare, los cocaleros —vecinos del parque— se declararon en emergencia y decidieron otorgar un plazo de 48 horas para que las empresas madereras abandonen la zona declarada intangible. Si no lo hacen voluntariamente, los obligarán a cumplir la decisión.

    En La Paz, García, en una conferencia de prensa en Palacio de Gobierno, explicó que “el decreto que reglamentará la ley corta de protección del TIPNIS no puede interpretar el alcance y qué debemos entender por intangibilidad”, como proponen los indígenas.

“De manera muy firme, respetuosa, la ley no se la interpreta”, afirmó, mientras que la dirigente de la marcha indígena Miriam Yuvanobé respondió que el decreto reglamentario debe explicar los alcances de la intangibilidad velando que la actividad empresarial se ajuste a las condiciones.

El Presidente en ejercicio fijó la posición del Gobierno sobre la intangibilidad poco después de que el director de la Agencia para el Desarrollo de las Macrorregiones y Zonas Fronterizas (Ademaf), Juan Ramón Quintana, informara sobre actividades con “carácter empresarial” en el parque.

Quintana informó, apoyado en fotografías e imágenes de satélite, de la explotación de madera con maquinaria pesada, además de una concesión para actividades turísticas con carácter de exclusividad y de un plan de cría de lagartos a cargo de cuatro empresas

Para García hay una “actividad febril de carácter empresarial” en el corazón del TIPNIS, por lo que es necesario garantizar —afirmó— la intangibilidad de la reserva ecológica o lo que queda de ella velando las condiciones de vida de quienes habitan la zona.

“Inmediatamente después de eso se va a establecer un conjunto de límites para otro tipo de actividades productivas en el parque”, afirmó el Mandatario, a una semana de aprobada la ley corta.

La marcha indígena, que caminó desde Trinidad a La Paz, logró  que el presidente Evo Morales vete la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos por el TIPNIS, zona que fue declarada intangible.

Bajo este concepto de protección del área ecológica, la dirigente de los cocaleros Juanita Ancieta afirmó que las empresas madereras deben abandonar el parque. “Las Seis Federaciones de Cocaleros del Chapare hemos dado 48 horas para que abandonen el parque, sí o sí se debe aplicar la ley vigente (que prevé la intangibilidad), caso contrario tendremos que obligarlos a salir, si es posible con la fuerza pública”.

Para Yuvanobé, la posición de García es equivocada y afirmó que defenderán la presencia de las empresas dedicadas a la extracción de madera, ecoturismo y  al desarrollo de un plan de manejo de saurios, porque están en el marco del manejo integrado.
Estado. “No vamos a dejar que estas empresas se vayan del TIPNIS, no vamos a dejar”, afirmó la dirigente, mientras que el dirigente Fernando Vargas señaló que todas las actividades en curso son de conocimiento del Gobierno.

“Todas estas actividades son autorizadas por el mismo Estado”, insistió. El propio Quintana reconoció que la explotación de madera tiene el visto bueno de la Autoridad de Bosques y Tierras.

La propuesta indígena de reglamento de la ley corta plantea un plazo de 30 días, a partir de la vigencia de la norma, para que los colonos abandonen el TIPNIS. Ancieta informó de que 14.000 colonos, agrupados en ocho centrales cocaleras, habitan el parque, y no lo abandonarán. Los indígenas del Consejo Indígena del Sur (Conisur) también exigen reactivar la construcción de la vía por el TIPNIS y ayer iniciaron bloqueos esporádicos en la carretera Cochabamba-Santa Cruz. García consideró que los dirigentes de la marcha deben explicar a sus bases los alcances de la ley corta.

En detalle

Actividad forestal
El reconocimiento terrestre realizado por personal de Ademaf y el Ejército, en varias zonas del TIPNIS, mostró que al menos 70.000 ha de bosques están destinadas a la extracción de madera. Estas áreas están siendo manejadas por grandes empresas (como Suri y Huanca Rodríguez) que disponen de caminos, maquinaria pesada y aserraderos. Hay convenios de compraventa de recursos naturales firmados con los representantes indígenas del lugar.
Ecoturismo
Una segunda actividad es la vinculada al turismo que gerenciaría la empresa Untamed Angling, que dice ser empresa boliviana. Ademaf  asegura que en el río Sécure hay una actividad intensa de pesca con devolución, y que la empresa no cumple con las normas medioambientales. La empresa dispone de dos pistas de aterrizaje en Oromomo y Asunta. Denunció que las comunidades indígenas reciben $us 200 por cada turista y la empresa cobra $us 7.000 a cada cliente.
Crianza de lagarto
La tercera actividad empresarial que se realiza en el parque, según Ademaf, es la crianza del lagarto en toda la cuenca del TIPNIS. Asegura que el 100% de los cueros de estos animales son para la exportación. Algunos dirigentes indígenas estarían usando las autorizaciones que les otorga el Viceministerio de Medio Ambiente para fines privados y no permiten que estas autorizaciones sean de beneficio para la comunidad. Hay acuerdos firmados por indígenas como Alejandro Yuco Semo, Santiago Viri Noe, Pedro Gonzalo Vare Yujo, Dionisio Puma Mosua, Emilio Noza Yuco y otros.
El Conisur inició medidas de presión

Cocaleros e indígenas del Consejo Indígena del Sur (Conisur) están en estado de emergencia. Los indígenas, opuestos a quienes vetan la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos, por el TIPNIS, iniciaron ayer un bloqueo de caminos que se extendió por tres horas con la amenaza de reactivar la medida de presión con carácter indefinido, si los dirigentes Fernando Vargas, Adolfo Chávez, Pedro Nuni y Rosa Chao no se trasladan a la zona para explicar los alcances de la ley corta de protección del parque, que además fue declarado intangible. El bloqueo fue a la  altura de El Castillo, a 162 kilómetros de la ciudad.

“Nadie nos explica por qué decidieron declarar la intangibilidad, esto no nos conviene” explicó Juanito Cartagena, comunario de San Anditya.

Los cocaleros  apoyan la medida pero “moralmente”, aseguró Juanita Ancieta, dirigente de la Federación de Mujeres Cocaleras del Trópico. Los cocaleros, reunidos ayer en Lauca Ñ, declararon estado de emergencia  en sus bases y dieron un plazo de 48 horas para que las empresas madereras abandones el TIPNIS.

La Razón – C.Corz/A.Melgarejo – La Paz

Indígenas del Tipnis se querellarán contra gobierno ante la CIDH

Dirigentes del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis) viajaran la tercera semana de noviembre a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) con sede en Washington, D.C, para presentar la denuncia formal en contra del Estado boliviano, por la violenta intervención policial el 25 de septiembre en San Lorenzo Yucumo. 

Hasta la fecha autoridades gubernamentales guardan en recelo el nombre de las autoridades que ordenaron el accionar de la policía, sin embargo este silencio tuvo un costo político para el gobierno de Evo Morales pues renunciaron a su cargo el Ministro de Gobierno Sacha LLorenti, el Viceministro de Gobierno Marcos Farfán, la directora del Servicio Nacional de Migración, María René Quiroga y la suspensión del sub comandante de la Policía, Oscar Muñoz.

"La denuncia es contra el Estado en su conjunto, las autoridades que van a responder a esto son el presidente y sus ministros que hayan sido responsables y también los que ya no están, se lleva documentación, declaraciones y audios de víctimas de la intervención policial", manifestó Miguel Chapura dirigente del Tipnis.

En la misma línea, el presidente del Consejo Nacional de Ayllus y Marcas del Qullasuyu (Conamaq), Rafael Quispe, sostuvo que presentará una denuncia por genocidio en contra de los ministros del presidente Evo Morales a causa de la represión en Yucumo, por lo que también exige al gobierno reparar los daños físicos y psicológicos a los indígenas que fueron afectados por la policía, cuyos efectivos los maniataron y amordazaron con cinta adhesiva.

La dirigencia indígena viajara a los Estados Unidos la tercera semana de noviembre una vez que solucionen sus trámites de visa, entre otros documentos que son preparados por la parte legal de los dirigentes. 

ANF / El Deber