Seguridad: Hacen poco o nada

Inseguridad campea en Santa Cruz. No existe coordinación entre el Gobierno de Evo Morales, la Policía y la Gobernación, dicen expertos. Todos hablan de inefectividad.

Hacen poco o nada

Los dos crímenes registrados el miércoles activaron el interés de las autoridades nacionales y regionales sobre la inseguridad. Sin embargo, una vez más quedó en evidencia que no existen políticas coordinadas sobre el tema entre el Gobierno central, la Policía y la Gobernación, de acuerdo al análisis de expertos. Todos hablan de inefectividad.

image



Los últimos hechos delincuenciales que se registraron en Santa Cruz demostraron que no hay ni políticas ni acciones de coordinación entre las autoridades nacionales y regionales para un combate eficaz contra la inseguridad, de acuerdo a un sondeo realizado por El Día con expertos y personalidades vinculadas al tema.

La Policía es la institución encargada del control y seguridad. El Gobierno Nacional es el responsable de generar políticas. El Gobierno Departamental tiene el deber de generar iniciativas de seguridad, lo mismo que el Gobierno Municipal, aunque este en menor medida, según dijeron los consultados. Sin embargo, explicaron, no existen políticas públicas contra la delincuencia ni  una adecuada coordinación intrainstitucional.

¿Resultados? Hace 5 meses se realizó la "Cumbre de seguridad ciudadana", para elaborar un plan y evitar más actos delictivos en la ciudad, lo que dio como resultado que los efectivos policiales salgan a las calles para patrullar y hacer control en las zonas más peligrosas.

Dicha acción solo duró unos días y los uniformados no continuaron con la vigilancia.

Para el analista político Jorge Landívar, estos actos son solo pequeñas demostraciones para justificarse ante la población y dar a entender que sí están trabajando. "Las cumbres no tienen una política, no sirven porque no toman acciones duras, no hay resultados de nada, por eso es que seguimos con la delincuencia", manifestó Landívar.

Así mismo, dijo que a su parecer Santa Cruz es uno de los departamentos con más índice de violencia en el país, porque los mismos delincuentes saben que las autoridades locales no toman acciones en contra de ellos y no son duros en las sanciones.

Pase de pelota. Tanto los representantes del Gobierno central  como de la Gobernación cruceña han declarado en numerosas oportunidades su intención de ejecutar políticas, estrategias y planes permanentes contra la inseguridad.

Para los uniformados, las autoridades departamentales deben colaborar con la logística. Ellas aseguran que tienen intenciones de trabajar pero por temas burocráticos no se ejecutan muchos planes.

"Nosotros tenemos que cumplir las normas, no podemos ir contra las reglas, porque después nosotros nos vamos a ver envueltos en problemas", expresó Guillermo Saucedo, secretario de Seguridad Ciudadana de la Gobernación cruceña.

Municipio, primer responsable. Por otro lado, el analista político Manfredo Bravo considera que el Municipio cruceño es el primer responsable en asumir medidas de control, ya que es el Gobierno local y máximo líder en la comunidad.

"Ni el Gobierno central, ni el departamental son culpables. El Municipio es la cabeza política que debe coordinar con la Policía y la Fiscalía, pero no está haciendo nada, se quedan callados, como si el asunto no fuera con ellos", dijo a tiempo de indicar que los sectores privados también deberían participar en medidas de prevención.

Propuesta de Unasur. Según Bravo, la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), propuso un plan para disminuir la violencia, el mismo que se aplicó en Colombia y ha tenido buenos resultados.

El plan consiste en la participación de todos los ciudadanos, junto con las autoridades, en tareas de prevención, recuperando las áreas que fueron perdidas y copadas por los grupos delincuenciales. El último punto es la represión, que debe ser aplicada  con las instituciones públicas y privadas, además de organismos operativos especiales. "Solo así podremos vencer a la delincuencia que nos está matando", finalizó Bravo.

Actitud ‘estúpida’ sobre las motos

El analista político

Jorge landívar califica como una actitud ‘estúpida’ el hecho de que la policía no acepte las motocicletas de la gobernación.

16 Junio

Se llevó a cabo la Cumbre Nacional de Seguridad Ciudadana en Santa Cruz, en contra de la delincuencia.

3 Etapas

Están plasmadas en la propuesta de la Unasur, para que la población enfrente la delincuencia y palié estos actos.

Logística no es lo único necesario

Según la prensa, de yapacaní solamente una concejal apoya la gestión del burgomaestre; mientras tanto, se aviva el conflicto sin llegar a una solución.

MOTOS

Sin uso, por falta de firma de documentos

COORDINACIÓN. La falta de firmas en un convenio no permite que la Gobernación cruceña entregue a la Policía Boliviana 21 motocicletas que tiene en su depósito, empolvándose hace dos años.

"Hace dos años venimos insistiendo en firmar convenio con la Policía departamental para dotarles motos, computadoras y equipos de comunicación, pero es increíble que tengamos que pedir permiso al centralismo para dotar a la Policía. No podemos destinar esas motos a otra dirección porque ya está estipulado que deben ir a la institución verde olivo", señaló el secretario general de la Gobernación, Roly Aguilera.

Guillermo Saucedo, secretario de Seguridad, señaló que debido a la falta del convenio, la Gobernación hasta el momento no puede equipar a Radio Patrulla 110 (RP 110) ni puede desarrollar el Centro de Atención de Incidentes (CAI), que contempla la modernización de RP 110,  con 20 motocicletas, 30 Radios de Banda Civil y una central, además de 10 computadoras.

Para la comandante departamental de la Policía, coronel Lily Cortez, los argumentos de la Gobernación son un "chantaje".

Como respuesta a estas afirmaciones, Saucedo negó que exista algún chantaje.

La norma establece que la entrega debe respaldarse con firmas de convenios, dijo.

"No se puede entregar recursos sin ningún control, porque luego la norma se vuelve contra nosotros”, enfatizó.

Por otra parte, destacó  que el acuerdo marco solo establece las condiciones para un  trabajo de forma coordinada, pero no la puesta en marcha del proyecto del Centro de Atención de Incidentes.

Sin el acuerdo, los equipos seguirán sin uso  efectivo.

UNIFORMADOS

Son pocos los efectivos destinados a operativos

CANTIDAD. De un total de más de 5 mil efectivos policiales que hay en Santa Cruz, solo salen a realizar operativos cerca de 2 mil uniformados. El resto no sale, permanece ocupando otras funciones o resguardando entidades e instituciones públicas y privadas.

Santa Cruz es considerado como uno de los departamentos más peligrosos del país, pero Cochabamba y La Paz, también se perfilan en esta categoría. Sin embargo, estas doblan el número de efectivos.

REUNIÓN

Los operativos serán permanentes

ACUERDO. Representantes de la Gobernación de Santa Cruz, el Municipio cruceño, de la Policía Boliviana Nacional y Departamental, además de otras unidades operativas e instituciones como la Defensoría de la Niñez, se reunieron ayer en las instalaciones del Comando Departamental de la Policía, para acordar cuáles serán las acciones que tomen de aquí en adelante para evitar más hechos delictivos en la ciudad.

El secretario de Seguridad de la Gobernación cruceña, Guillermo Saucedo, informó que los efectivos policiales se comprometieron a iniciar una plan operativo permanente que paliará el alto índice de inseguridad que hay en el departamento.

"El compromiso es que los operativos no solo se lleven a cabo por las fiestas de fin de año. Hemos pedido que los operativo sean permanentes, porque es la única forma de poner un alto", expresó Saucedo.

Aún no se estableció desde cuándo saldrán a patrullar los efectivos de las Fuerzas Armadas.

Saucedo dijo que la Gobernación ayudará en todo lo que los uniformados precisen, así como la Guardia Municipal también colaborará con algunos de sus uniformados.

En la reunión se estableció la necesidad de habilitar nuevos espacios para los  detenidos que hayan cometido delitos, así como de los sentenciados.

Referente al convenio con CAI, Saucedo indicó que los representantes policiales se negaron a firmar este acuerdo, porque al parecer esto sería un tema de usurpación de competencias. "Vamos a pasar el informe a la Asamblea Legislativa Departamental, para ver qué se hará con todos los equipos", agregó.

"Queremos que ambas autoridades pongan de su parte para que la delincuencia desaparezca de la ciudad. 

Yo creo que las autoridades departamentales deberían trabajar con voluntad con la Policía, pedimos que salgan a patrullar’.

José Quiroz

Concejal del MAS

"Se debería hacer un debate nacional el tema de la inseguridad ciudadana, porque realmente es muy preocupante.

El tema de la inseguridad se debe tomar en cuenta en la nueva agenda política que se tratará en el mes de diciembre’.

Franklin Garvizú

Diputado del MAS

"Lamentablemente el ministro de Defensa, Rubén Saavedra, está tomando una actitud irresponsable con Santa Cruz.

Piensa que con migajas va a solucionar los conflictos que tenemos en el departamento, se necesitan más trabajos intensos’.

Tomás Monasterio

Diputado del MAS

PUNTO DE VISTA

Rolando Fernández

Excomandante Dptal. de la Policía

Falta capacidad operativa de la Policía y autoridades’

No vamos a poder lograr nada si no reaccionamos rápido, esto es algo que está ocurriendo a menudo, tenemos que hacer algo.

Lamentablemente la Policía ya ha sido rebasada por el incremento infrenable de la ola delincuencial.

No podemos quedarnos de brazos cruzados, pero no podemos hacer nada si no hay una ayuda. La Policía necesita ayuda de las instituciones públicas y privadas, para poder brindar más seguridad.

Se necesita que el núcleo operativo que hay en el departamento de Santa Cruz sobrepase los 2 mil efectivos policiales.

Aquí falta capacidad operativa por parte de la Policía y de las autoridades locales, porque ninguno podrá hacer nada si no se apoyan mutuamente.

La misma ciudadanía debe cooperar para evitar más tragedia, principalmente en no enfrentar a estos tipos. Es mejor entregar al delincuente lo que él quiere y no entregarle la vida.

Autoridades no se unen aún para dar seguridad

División. Un día después de los graves hechos de sangre en Santa Cruz hubo reuniones entre la Policía, la Gobernación y la Alcaldía, pero no acuerdan trabajar juntas. Cada cual se moviliza por su lado.

image Patrullaje. Efectivos de la Felcc revisan los vehículos que circulaban la tarde de ayer por la av. Leonardo da Vinci, casi cuarto anillo. Retiraron los vidrios ahumados

Guider Arancibia Guillén, El Deber

Tras los hechos delictivos registrados el jueves, la jornada de ayer fue de reuniones entre la Policía con personal de la Gobernación, de la Fiscalía y de la Alcaldía, pero al final las partes no se pusieron de acuerdo, por lo que una vez más cada institución decidió trabajar sola y por su cuenta.

En la reunión, que se llevó a cabo en el Comando Policial, la institución verde olivo, de forma categórica, rechazó el apoyo ofrecido por la Gobernación cruceña, con el argumento de que no permitirá ‘chantajes ni filtros’ porque tiene el respaldo de la Constitución Política del Estado.

El secretario de Seguridad Ciudadana de la Gobernación, Guillermo Saucedo, durante la mañana se reunió con subalcaldes y representantes de la Alcaldía para definir acciones, y por la tarde acudió hasta el Comando de la Policía para una cita con el subcomandante, Erwin Foronda, y con el estado mayor de Santa Cruz.

Sin embargo, esta última reunión no arrojó los frutos esperados, pues Saucedo abandonó molesto la institución policial, pero antes dijo a los medios que lamentaba que la Policía se rehusara a firmar un convenio que solo busca el fortalecimiento de Radio Patrullas 110 con motocicletas, handies, computadoras y una central. “La Gobernación no puede hacer entrega de estos equipos como ellos quieren, pues la norma nos obliga a tener un respaldo legal sobre la dotación”, manifestó.

Según Saucedo, el documento rubricado el 15 de noviembre con la comandante departamental, Lily Cortez, es un acuerdo marco para trabajar de forma coordinada y dotar a la Policía de equipos y materiales.

Aclaró que en ese acuerdo no se incluyó la  puesta en marcha del Centro de Atención de Incidentes (CAI), que busca centralizar todas las llamadas y atenciones de emergencia, para lo cual se propone contar con la presencia de bomberos, rescatistas, ambulancias y policías de Radio Patrullas 110.

“En ningún momento se quiere tener tuición sobre Radio Patrullas 110.

Lo que se propone es un sistema moderno porque la Policía no es la única que atiende emergencias, también se puede atender situaciones de rescate, incendios o crecidas del río”, aclaró Saucedo.

No obstante, las autoridades policiales creen que detrás de este proyecto existe la intención de la Gobernación de conformar una Policía paralela, lo cual no está permitido por ley.

Frente a esta negativa, la Gobernación ha decidido derivar este tema a la Asamblea Legislativa, para que defina el destino que se dará a los equipos adquiridos, como las 21 motocicletas, las cámaras de vigilancia y otros.

Para el segundo comandante nacional, Erwin Foronda, la entrega de medios para la Policía no puede ser condicionada, por lo que considera que la posición de la Gobernación se enmarca en un chantaje y que la seguridad ciudadana no está sujeta a esa figura.

Con respecto a las cámaras de la Gobernación, el jefe policial dijo que la observación debe estar a cargo de la Policía y no de otra institución o centro.

Para disminuir la ola delictiva, la Policía  puso en marcha un plan de emergencia. Es así que desde ayer grupos de policías recorren las calles cruceñas, revisando vehículos sospechosos, retirando los vidrios oscuros sin autorización y pidiendo documentación a personas consideradas también sospechosas.

Por su parte, la Alcaldía cruceña ha sacado a las calles a un contingente de 500 hombres para que controlen a los locales de venta y expendio de bebidas alcohólicas, y que despejen de malvivientes las plazas, parques y otros paseos públicos.

El responsable de Seguridad Ciudadana de la Alcaldía, Raúl López, afirmó que se dispone de 1.000 gendarmes para tareas de patrullaje y apoyo a la Policía, pero que trabajarán en turnos, lo que significa que en cada tarea saldrán 550 efectivos.

A su vez, la Gobernación ha comprometido seguir apoyando a la Policía con viáticos y combustible, tal como lo ha venido haciendo hasta ahora.

El fiscal general Mario Uribe, que ayer estuvo en Santa Cruz, aprovechó su estadía para reunirse con las autoridades locales y comprometer su apoyo en la lucha contra la delincuencia.

Uribe aseguró que se está trabajando para que la Fiscalía sea más humana, tenga equipos y mejores condiciones.

Por otro lado, el compromiso del ministro de Defensa, Rubén Saavedra, de destinar 500 efectivos militares para que apoyen a la Policía en la lucha contra la delincuencia, ha sido bien vista por algunos, pero también criticada por otros.

Los que ven con buenos ojos esta decisión creen que la ola delictiva puede mermar con la sola presencia de los uniformados en las calles; sin embargo, otros recuerdan que experiencias anteriores demuestran que si bien bajaron los índices delictivos, no como se esperaba.

Además que el patrullaje militar fue temporal.

    Las medidas adoptadas de emergencia   

– Policía. Puso en marcha un plan de seguridad que durará cuatro meses y para ello ha dividido a los agentes en tres grupos. Uno se encarga de la seguridad, otro de la inspección de los vehículos sospechosos y del retiro de los vidrios oscuros, mientras que el tercero, de reaccionar ante cualquier hecho delictivo. El trabajo se hace en el centro de la ciudad y en algunas zonas periféricas.

– Gendarmes. 500 gendarmes municipales han sido movilizados desde anoche para controlar que los locales nocturnos cumplan con las normas y que las plazas y parques luzcan despejadas de pandilleros y consumidores de alcohol.

– Militares. 500 efectivos de las Fuerzas Armadas reforzarán a la Policía en la lucha contra el crimen. No obstante, se desconoce cuándo iniciarán esa tarea.

– Proyecto. El diputado Tomás Monasterio elaboró un proyecto de ley que plantea ‘toque de queda’ para menores de edad, desde  las 23:00. Todo aquel que circule solo después de ese horario debe ser retenido en un puesto policial y luego devuelto a su familia. Propone la presencia de militares en las escuelas.

La Felcc tiene indicios para dar con los autores de los crímenes

Berthy Vaca Justiniano

Un día después de los ataques en los que perdieron la vida Igor Gorelkin Pérez (45) y Miguel Ángel Márquez Bonifaz (19), la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen no tiene datos precisos sobre ambos sucesos, aunque sí hipótesis que están siendo procesadas para dar con los autores.

Gorelkin Pérez, ingeniero electrónico de profesión y jefe de mantenimiento en la imprenta de EL DEBER, recibió un impacto de bala en la cabeza la madrugada (3.00) del jueves cuando salía de un bar situado en el tercer anillo interno, frente al parque zoológico. El criminal huyó y, para su suerte, ninguno de los testigos tiene datos aproximados de su fisonomía.

El otro hecho de sangre se registró a las 13:15 en el interior de la empresa de productos plásticos Fremar Montaño, ubicada en la avenida Brasil, entre el primero y segundo anillo. Tres delincuentes, cubiertos con barbijo y vestidos con indumentaria de médico, irrumpieron en el negocio, encañonaron a los empleados y robaron dinero.

Uno de los maleantes mató a Miguel Ángel Márquez de un balazo en la cabeza, cuando este intentó reducirlo.

El fiscal Luis Enrique Rodríguez, que lleva adelanteambas investigaciones, informó de que en el caso de Gorelkin los testigos (un sereno, un amigo y una mujer) se contradijeron en sus declaraciones con respecto a la fisonomía del matón.

No obstante, la actual esposa del fallecido manifestó a los investigadores que en una ocasión su marido fue golpeado, estuvo con baja médica y con 50 días de impedimento por las lesiones. Aparentemente el hombre debía un dinero por negocios de madera con unos rusos, reveló el fiscal Rodríguez.

En la muerte de Márquez, el fiscal indicó que el autor del disparo se fue herido por los golpes que el finado le propinó en la cabeza con un handie. “Lo vieron subir mareado y con dificultad al vehículo. Esperamos que la población nos pase información”, expresó Rodríguez.

    ÚLTIMO ADIÓS     

– Sepultura. María Márquez Bonifaz, madre del fallecido Miguel Ángel, no tenía dónde enterrar a su hijo. Funcionarios de la Alcaldía se apiadaron de la dura situación de la mujer y consiguieron un nicho en el cementerio La Cuchilla, donde los deudos dieron ayer cristiana sepultura al malogrado joven.

– Descendencia. Ayer, en el velorio, en el barrio El Fuerte, se supo de la existencia de la novia de Miguel Ángel Márquez, la cual explicó que convivían desde hace varios meses y que fruto de esa relación ella se encuentra embarazada de cinco meses. Lorena Apaza Sanga, de 18 años, no conoce aún el sexo de la criatura que espera, pero dijo que si es varón se llamará como su padre.

– Despedida. Por otro lado, ayer también fue sepultado Igor Gorelkin Pérez, cuyos restos mortales estaban siendo velados en una sala de la casa ex Monte Olivo.

Turbulencia política no deja trabajar

Rolando Fernández / Excomandante de la Policía

Hay anticuerpos entre los diferentes niveles del Gobierno y la Gobernación. Esta turbulencia política no ha permitido que se pueda trabajar de forma coordinada y responsable para buscar las mejores medidas y combatir las consecuencias de la inseguridad.

Lo que vemos con mucha preocupación es que ya no hay cómo combatir las consecuencias de la ola de violencia, pues recién estamos discutiendo qué hacer.

La iniciativa del Comité pro Santa Cruz es favorable para la población, por lo menos está tratando de salvar la situación. Vemos que nadie quiere quedar mal, todos quieren aportar con algo y eso está bien.

Para que los actos delincuenciales disminuyan debe haber presencia de uniformados en las calles, no importa de qué color sean, pero la gente quiere que alguien los proteja.

Hay que recordar que la Policía es la titular de la seguridad ciudadana, las demás entidades son coadyuvantes. La Policía debe planificar los operativos de acuerdo con la incidencia colectiva.

Vemos ahora que en algunos barrios los vecinos están tan desesperados que quieren defenderse con armas. Creo que la fuerza legal debe primar con el apoyo de las instituciones. La Policía no tiene medios, no le podemos pedir milagros. Tenemos que darle los medios necesarios para que  trabaje con ganas, para que por lo menos espante a los delincuentes.

Hay descuido por la situación política que se vive. Parece que tienen que suceder hechos para recién reaccionar. La seguridad es tarea de todos y la guardia no se debe bajar.