Gobierno rompe el acuerdo con indígenas y reafirma intangibilidad del TIPNIS

Legisladores del gubernamental MAS cambian discurso y ahora quieren  declarar inconstitucional a la ley corta. indígenas protestan por actitud del gobierno.

El Gobierno rompe el acuerdo y demanda ajustes al reglamento

Legisladores del MAS sugieren declarar inconstitucional a la ley corta.

Conflicto. El reglamento para proteger el TIPNIS no se firmó porque el Ejecutivo halló cuatro observaciones, después de que el fin de semana validó el documento.



imageVargas dijo que los indígenas presentarán hoy una “contrapropuesta”. AFKA

Página Siete / La Paz – 01/12/2011

El Gobierno rompió el acuerdo con los indígenas marchistas después que el fin de semana llegó a un acuerdo para promulgar el reglamento de la ley corta que protege al TIPNIS. Ayer hizo cuatro observaciones al documento consensuado y planteó nuevamente que todo el parque sea intangible y no sólo el núcleo, como se acordó.

Este viraje obligó a un cuarto intermedio. Para los indígenas, el diálogo “está en riesgo”, aunque elaborarán una “contrapropuesta” y que será presentada hoy al Ejecutivo. Si el documento no es aceptado y no se rubrica el acuerdo final, anunciaron el reinicio de las movilizaciones.

En tanto, legisladores del MAS sugirieron al otro grupo de indígenas de tierras bajas que piden la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos recurrir al Tribunal Constitucional y acogerse a un recurso de inconstitucionalidad para anular la ley corta del TIPNIS.

La firma del acta debió registrarse el lunes, luego de acordar que sólo el núcleo del parque Isiboro Sécure sería intangible por tratarse de un “área frágil” y que los originarios podrán hacer uso sostenible de la reserva natural, empero, ayer en la reunión de gabinete surgió la negativa.

“Se observó el uso exclusivo de recursos naturales, también que la ley no es retroactiva y la disponibilidad de recursos económicos. En cuanto a la intangibilidad, según el acuerdo sólo se aplicará para zonas de alta protección, sin embargo, el gabinete ha planteado que debería ser para todo el TIPNIS”, informó ayer el presidente de la Subcentral TIPNIS, Fernando Vargas.

El dirigente dijo que en esta jornada presentarán una nueva propuesta sobre el tema y que si el acuerdo no prospera, “se rompe el diálogo y el Gobierno deberá soportar las movilizaciones”.

Al respecto, la viceministra de Medio Ambiente, Cynthia Silva, única autoridad que se reunió ayer con los originarios, prefirió no entrar en detalles y se limitó a decir que “los compañeros deben revisar y consultar algunas sugerencias del Ejecutivo”.

Recurso jurídico

Por su parte, el senador Eugenio Rojas (MAS) señaló que los indígenas del TIPNIS que no marcharon en contra de la construcción de la carretera pueden plantear un recurso de inconstitucionalidad para anular la ley corta que protege esa región.

“Se ha rechazado la consulta previa y ése fue un error grande, porque no se consultó a los pueblos que no han marchado, se ha violado sus derechos, no se les ha consultado sobre la aprobación de esta ley, ellos tienen todo el derecho de platear un recurso de inconstitucionalidad, porque se están violando sus derechos”, explicó Rojas, según la ANF.

De esta manera, el legislador no descartó la posibilidad que el primer trabajo que tengan que resolver los miembros del nuevo Tribunal Constitucional sea tratar este recurso de inconstitucionalidad a la Ley 180, “siempre y cuando” así lo soliciten algunas comunidades del TIPNIS.

Rojas anunció que la marcha de cocaleros y otros sectores con destino a La Paz el 17 de diciembre, para exigir la construcción de la carretera por el corazón del TIPNIS, podría derivar en la anulación de la ley corta.

Por su parte, el diputado oficialista Edwin Tupa señaló que mientras no haya ningún pedido de modificar la ley, ésta se respetará, pero si llega la otra marcha que quiere la carretera deberá haber consenso para satisfacer las necesidades de todos.

“El Tribunal Constitucional, una vez que se posesione, tendrá que ver el tema legal del TIPNIS; la demanda de los pueblos que piden la carretera debe ser atendida por el Gobierno. Se deberá sentar a los dos sectores y buscar la vía de consenso, sin embargo, si no hay nada, la ley y el reglamento se respetan”, manifestó.

GOBIERNO RATIFICA CARÁCTER INTANGIBLE DE TODO EL TIPNIS

Posición. Dirigencia indígena acusa al Gobierno de retroceder en un inicial acuerdo.

La Razón – Iván Paredes – La Paz

El Gobierno reafirmó ayer que la intangibilidad abarca a todo el TIPNIS, lo que provocó que los indígenas suspendan la firma de un acuerdo para la aprobación del decreto reglamentario de la ley corta. Reclaman un preacuerdo que había definido la zonificación de esta condición.

image Reunión. El Presidente se reunió el 24 de noviembre con indígenas contrarios a la ley corta.

La firma del documento para dar curso al reglamento estaba prevista para el lunes, pero las partes se reunieron recién ayer en la Vicepresidencia. El indígena José Bailaba dijo que la viceministra de Medio Ambiente, Cinthya Silva, explicó en la reunión que el vicepresidente Álvaro García observó el contenido del preacuerdo.

“¿Por qué la intangibilidad se aplicará sólo en el núcleo (del parque)?”, habría cuestionado García, según la versión que dio el dirigente indígena.

Esta situación, según Bailaba, causó un giro a los acuerdos alcanzados con la comisión que presidió el ministro de la Presidencia, Carlos Romero, sobre la zonificación o demarcación del carácter especial del parque, a fin de garantizar el uso sostenible de los recursos en beneficio indígena.

Silva, en un contacto telefónico con La Razón, negó que en la reunión hubiese hecho referencia al Vicepresidente y que existiera un acuerdo para zonificar la intangibilidad; por el contrario, atribuyó a un “malentendido” la posición que manejan los indígenas.

“La ley declara al TIPNIS zona intangible. Nuestros ajustes esclarecen el reglamento y garantizan el derecho al uso exclusivo de recursos, pero con limitaciones al uso comercial”, aseguró la autoridad gubernamental.

Además de la intangibilidad, fueron observados aspectos como el manejo técnico y el alcance comercial. Silva insistió en que buscan “aclarar la aplicación del concepto de intangibilidad y el manejo de los recursos tradicionales y exclusivos”.

La viceministra agregó que el Gobierno llevó una nueva redacción de cuatro de los 12 artículos acordados y que se declaró un cuarto intermedio para que los dirigentes presenten contrapropuestas.

El dirigente indígena Fernando Vargas corroboró la versión de Bailaba sobre los argumentos de Silva en la reunión de ayer. Bailaba afirmó que rechazan la incorporación de límites al carácter comercial de las actividades porque requieren desarrollar labores con un alcance que les permita garantizar su desarrollo sin que ello implique —aclaró— proyectos empresariales.

La marcha indígena de Trinidad a La Paz logró la aprobación de la ley corta que vetó la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos por el parque, que también fue declarado intangible. La intangibilidad marcó el debate del reglamento, porque el Gobierno defiende que esta particularidad debe abarcar a todo el territorio, mientras los marchistas sostienen que debe tener límites.

AVANCE. El ministro Romero explicó a este medio que el documento de reglamentación fue evaluado por una comisión técnica del Gobierno. “La ley dice que el TIPNIS es intangible, y debemos aplicarla”, aseveró. El fin de semana sostuvo que se llegó a un acuerdo con los dirigentes para ejecutar un estudio de zonificación que permitiría establecer en qué lugar del parque podrán utilizar los recursos naturales renovables para el sustento diario de los comunarios.

Bailaba, por su parte, insistió en que acordaron con la comisión del Gobierno que el carácter especial llegue al núcleo sin descartar otras zonas a partir de un estudio. “Ahora traen la observación de que se quite el núcleo y que llegue a todo el parque”, dijo.

Las diferencias frenaron la firma del acuerdo para dar curso a la aprobación del reglamento. La viceministra explicó que hicieron una propuesta para mejorar la redacción del documento y que esperarán la respuesta o sugerencias de los indígenas.

Vargas coincidió con Bailaba en que el Gobierno cambió de posición respecto al domingo cuando acordaron establecer zonas núcleo. “Ahora plantean que debe ser todo el TIPNIS”, expresó, mientras que la viceministra respondió en una entrevista  concedida al canal estatal “que tal vez fue un malentendido, porque la posición siempre fue la intangibilidad para todo el parque”.

Posiciones contrarias en la zona

Pueblos

En el Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS) habitan los indígenas yuracaré, mojeño-trinitario y tsimán. Organizaciones opuestas a la marcha indígena articulan movilizaciones para anular la ley corta.

Denuncian que mojeños abrirán vía en el TIPNIS 

El presidente de la Subcentral Isiboro Sécure, Emilio Nosa, denunció que pobladores de San Ignacio de Moxos decidieron abrir una brecha en la parte norte del Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS) para dar curso a la reactivación de la construcción del tramo II de la carretera Cochabamba-Beni.

“De San Ignacio de Moxos, el 1 de diciembre, irán con rumbo a la población de Santo Domingo para poder trabajar el tramo II de la carretera”, aseguró a la red Erbol.

Según explicó el dirigente, un grupo de personas de la junta de vecinos de San Ignacio de Moxos y de otras organizaciones sociales se reunirán en la población de Totora, ubicada en el noreste del parque. “Desde allí abrirán a machetazos el tramo II de la vía”.

La marcha indígena de Trinidad a La Paz logró la aprobación de una ley corta que vetó la construcción de la carretera interdepartamental por el TIPNIS, que fue declarado intangible.

Dirigentes del Consejo de Indígenas del Sur (Conisur) rechazan la ley corta y exigen la construcción de la obra por su territorio. Alistan, junto con otros sectores sociales, una marcha a La Paz en demanda de la reactivación del proyecto por su territorio.

En el MAS sugieren consulta o ir al TC

En el Movimiento Al Socialismo (MAS) surgen propuestos como la de llevar a control del Tribunal Constitucional (TC) la ley corta de protección del TIPNIS o someter a consulta entre las poblaciones involucradas en el conflicto por la carretera entre Villa Tunari (Cochabamba) y San Ignacio de Moxos (Beni) el reglamento de la norma.

El senador oficialista Eugenio Rojas afirmó que los indígenas opuestos a la marcha que consiguió la protección del parque, tienen el derecho de apelar al control constitucional porque no fueron consultados acerca de las definiciones sobre su territorio.

“No se consultó a los pueblos que no han marchado, se han violado sus derechos; ellos tienen todo el derecho de plantear un recurso de inconstitucionalidad porque se están violando sus derechos. Habría que preguntarles si querían o no el camino”, declaró Rojas.

La posición surge en momentos en que aliados del MAS y comunidades indígenas plantean anular la ley corta para  encaminar la construcción de la carretera interdepartamental.

La también senadora oficialista Gabriela Montaño propone que antes de ser aprobado, el reglamento de la ley sea sometido a consulta en las poblaciones yuracaré, tsimán y mojeño-trinitario. “¿Por qué no deben ser consultados para aprobar la reglamentación de la ley?”, cuestionó.