ONU pide al Gobierno investigar si realmente hay cárteles de narcotráfico en el país

César Guedes, representante de la Oficina de las Naciones Unidas para la Lucha Contra la Droga y el Delito (UNDOC) manifestó su preocupación por el informe de la DEA, sobre la presencia de cárteles de droga en Bolivia. Según su explicación ellos no comprobaron que estas organizaciones operen en el país, por lo que es necesario que sea el Gobierno de Bolivia quien investigue si realmente existe esta presencia criminal. “Lo vemos con preocupación, pero no hay que quedarnos en la preocupación hay que investigar, cosa que este informe realizado fuera del país, tiene una respuesta a nivel de autoridades del país, esperamos que las autoridades bolivianas puedan hacer una investigación y determinar si estos datos son correctos, exactos”, dijo Guedes.

El representante de la ONU recordó que menos del 1% de la droga que se produce en Bolivia se dirige al mercado norteamericano, y esos son datos que proceden precisamente de los Estados Unidos. “Entonces si hubiese presencia de cárteles mexicanos que normalmente se focalizan, de dedican al mercado norteamericano, habría que ver que están haciendo acá, porque el manejo y traslado de droga boliviana en la zona acá en Bolivia está más dirigido hacia países sudamericanos y a través de esto hacia Europa, entonces no hay mucho espacio”, dijo Guedes. El representante recordó que “México y sus carteles están muy lejos y los intereses son otros”. Mientras que los grupos más fuertes en la región son los colombianos, cuya presencia tampoco está comprobada en Bolivia.

Un informe del área de inteligencia de la Agencia Antidrogas estadounidense (DEA) reporta que los cárteles mexicanos están extendiendo su presencia a Bolivia y Perú, además de la sociedad que tienen con las poderosas bandas que operan en Colombia como Los Rastrojos, Urabeños y Los Paisas, que protagonizan nuevos episodios de violencia en ese país. El país se ha vuelto atractivo para estas organizaciones criminales transnacionales, ya que en el territorio boliviano el cultivo de coca aumentó más de 35 por ciento entre 2006 y 2010, hasta alcanzar las 35 mil hectáreas de sembradíos, y la producción potencial de cocaína pura aumentó 70 por ciento durante este período, de 115 a 195 toneladas métricas.



Fuente: Gigavision.

[vid url=http://cd1.eju.tv/videos4/E1112081407.mp4]