Rumbo al diálogo: El Palacio de Gobierno se abre a un debate sobre el gabinete de Evo

El jefe nacional del Movimiento Sin miedo (MSM), Juan del Granado propone a Evo una agenda de 12 puntos para un gobierno de tres años.

image El presidente Evo Morales y las organizaciones sociales que integran la Coordinadora Nacional por el Cambio (Conalcam), en una reunión en instalaciones de la Vicepresidencia el 28 de noviembre de 2011. ABI

La Paz, Oxígeno.- En el tramo final hacia el diálogo que el gobierno impulsa para redefinir su agenda prioritaria ha tomado cuerpo el equipo de colaboradores del Primer Mandatario. El domingo, dos sectores leales a Evo Morales, la confederación de campesinos y la de las comunidades interculturales, pidieron mayor presencia de indígenas en el gabinete y ayer el ministro de la Presidencia, Carlos Romero, abrió la puerta al debate sobre el tema.



“Ese debate es legitimo, cualquiera  puede analizar la composición del gabinete, a sus miembros, a evaluarlos, si este espacio debe ser utilizado para eso no hay ningún problema, pero entiendo que aquí más que un tema de personas es un tema de políticas de Estado”, explicó el ministro de la Presidencia, en el Palacio de Gobierno.

Romero se expresó un día después de que el viceministro de Coordinación con los Movimientos Sociales, César Navarro, dijo que la llamada Cumbre Social no es un espacio para la presentación de pliegos petitorios. En respuesta, los dirigentes de aquellas confederaciones demandaron cambios en el equipo de colaboradores del Primer Mandatario.

Diversas fuentes consultadas por este diario digital llevaron a la coincidencia de que la adopción de medidas para una agenda de gobierno debe sustentarse en un equipo de ministros que le permite dejar atrás su año más dificil desde el 2006, cuando se inició el periodo de Evo Morales. Incluso pudo obtener el dato de que ya se iniciaron algunas consideraciones para un eventual cambio de ministros.

Este lunes, el presidente Evo Morales denunció que sectores sociales que se oponen a algunas políticas  de desarrollo de su Gobierno mediante posicionamientos políticos buscan desprestigiar el denominado proceso de cambio y el desgastar su  imagen presidencial,  por lo que los pueblos deberían ser testigos de ello

Una inclusión real

De acuerdo con el representante del Fondo para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas de América Latina y El Caribe, Mateo Martínez, que los movimientos sociales presentan sus reivindicaciones como resultado del espacio que han conquistado gradualmente.

“Ahora está marcado el desafío y estamos hablando de que hay un posicionamiento constitucional de los derechos de los pueblos, de que hay líderes y profesionales y técnicos indígenas que están en espacios de gestión pública pero los pueblos siguen sintiendo que eso no es suficiente para la gestión de políticas inclusivas e interculturales”, opinó Martínez.

Un diálogo verdadero

El ex aliado político del gubernamental Movimiento Al Socialismo (MAS), Juan del Granado, líder del Movimiento Sin Miedo (MSM), explicó que la reconducción del proceso de cambio  requiere de un cambio de políticas estatales y no de ejecutores, pero que  los movimientos sociales debe recuperar la independencia del Gobierno, porque lo contrario significa que son utilizados por la administración de turno.

“El proceso de cambio está estancado, lo que tenemos son organizaciones sindicales  que san sido cooptadas por el Gobierno y prebendalizadas con cargos públicos y que no representan a la base social; se necesita un diálogo y una verdadera agenda porque  no es un cambio de personas sino de políticas”, propuso.

El fin de semana, la Confederación Sindical de Campesinos Interculturales de Bolivia (CSCIB) y la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB) propusieron que si se n4ecsitaba una reconducción del proceso de cambio desde los mandatos del diálogo nacional era necesario el cambio de gabinete para garantizar los mandatos del 12,13 y 14 de diciembre.

El MSM propone a Evo una agenda de 12 puntos para un gobierno de tres años

La Paz, Oxígeno.- Con miras al diálogo del proceso de cambio, el jefe nacional del Movimiento Sin miedo (MSM), Juan del Granado, propuso este lunes una plataforma de 12 demandas que según esta fuerza política deberían ser tomadas en el próximo encuentro y aplicadas desde el 2012 hasta el 2014.

Los 12 puntos señalados por Juan Del Granado son las ramificaciones de cuatro ejes fundamentales para la llamada reconducción del proceso de cambio: la construcción económica, autonómica, institucional y plurinacional.

Plan nacional de desarrollo

El primer punto está referido a la renovación de un  plan nacional de desarrollo productivo debido al que el actual fenece en esta gestión y no se cuenta con uno nuevo, para que desde el 2012 involucre a los actores del Estado Plurinacional.

Desarrollo económico y productivo

El segundo punto, el desarrollo económico y productivo, se basa en la inversión privada y la promoción a la producción comunitaria en respeto al principio constitucional de una economía plural.

“Lo que tenemos hoy día es una superposición y contradicción de acciones entre estatismo extremo y el bloqueo a la inversión privada. El Gobierno ha abandonado el principio constitucional de construir una economía plural y por tanto no hay incentivos a la inversión privada, pero tampoco hay ninguna promoción a la producción comunitaria, indígena y campesina”, aseveró Del Granado.

Energía, hidrocarburos y minería

En tercer lugar hizo referencia a las temáticas de hidrocarburos, energía y minería. Denuncio que en los dos primeros sectores se sufre la desinstitucionalización del sector, la improvisación de sus mandos, la ineficiencia y el estatismo extremo de sus políticas.

Se habría monopolizado en favor de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos todas las áreas de interés petrolero en el territorio nacional, en una política secante de exploración que habría ahuyentado las inversiones con el resultado de la caída de las reservas tanto de gas como de petróleoausentismo de la  seguridad jurídica.

Reestructuración del TGN

Un cuarto punto ésta referido a la reestructuración del Tesoro General de la Nación (TGN), porque la burocratización del Estado se incrementó desde el 2006 porque el gasto corriente subió desde 27 mil millones a 69 mil millones de bolivianos.

“El 2006 había 76.000 empleados públicos, el 2010 sobrepasaron los 150.000”, informó Del Grando.

Censo y pacto fiscal

El censo y el pacto fiscal deberían ser temas  vinculados al funcionamiento del servicio estatal de autonomías y el funcionamiento del Consejo Nacional de Autonomías, y en marco a ello llevar adelante el censo de 2012 que definirá el pacto fiscal.

Lucha contra la corrupción

La lucha contra la corrupción debía ser fortalecida mediante la independencia del Ministerio Público para garantizar casos de corrupción imparcialmente y sobre todo en la violación de los derechos humanos.

Institucionalidad

La erradicación de interinatos en instituciones como la Contraloría General del Estado, la Fiscal General, el Banco Central de Bolivia,  Corporación Minera de Bolivia, el Servicio de Impuestos Nacionales y de la Aduana Nacional, sería otra tarea pendiente del Gobierno.

Coca cero para el narcotráfico

La coca cero para el narcotráfico sería otro punto a trabajar, debido a que el Gobierno continúa con políticas que no apuntan a la industrialización de la hoja y que a ello se sumaría la reformulación de la ley 1008 que sólo sería radical en las medidas punitivas.

“Está claro que en seis años, el gobierno dirigido por el presidente de la federación de organizaciones cocaleras, no se concretó ninguna política de industrialización legal, no se gestionaron mercados internacionales, ni surgieron alternativas económicas para los productores frente a la creciente producción ilegal de hoja. Pero lo que es peor se están manteniendo y se están incrementando las políticas punitivas, interdictivas, que tanto criticó el MAS, se expulsó a la DEA y se mantiene la Ley 1008.Se está preparando una Ley nueva de 1008, que afectará gravemente los derechos humanos”, dijo.

Seguridad ciudadana

De acuerdo al MSM,  la seguridad ciudadana debería partir desde un menor equipamiento de los efectivos policiales quienes tengan  sueldos dignos y la descentralización en los distritos del país.  Asimismo,  la coordinación con la sociedad civil organizada y los municipios.

Educación y salud

La décima tarea referida a la educación, salud y saneamiento básico sugiere la coordinación de padres de familia, maestros y autoridades  para la elaboración de planes de estudio.

Políticas medioambientales y respeto a la mujer

La defensa de la Ley Corta del TIPNIS y políticas medioambientales sería otro punto a ser defendido tomando en cuenta el cambio climático.

Y como última tarea debía ser la erradicación del la violencia de la mujer debido a que de 89 casos de 2010 el índice de feminicidios se incrementó a 104. Sobre este último punto, Del Granado resaltó que los discursos peyorativos del Presidente hacia las mujeres deben evitarse.