Indígenas perseguidos con orden judicial cumplen 50 días de “autoencierro”

Desconocen si orden de aprehensión se levantó.

Los tres dirigentes indígenas, Fernando Vargas, Pedro Nuni y Adolfó Chávez, cumplieron 50 días de “autoencierro” y junto a ellos los comunarios que los resguardan en la sede de la Subcentral del Tipnis en Trinidad.

image Beni. Chávez, Nuni y Vargas han convertido las oficinas de la Subcentral del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis), en su casa, para evitar la detención. Foto archivo El Deber.

Los tres dirigentes se replegaron a su sede para evitar ser detenidos, debido a que la Fiscalía expidió contra los tres órdenes de aprehensión porque no se presentaron a declarar ante la denuncia por agresiones presentada por cacique del Conisur, Gumercindo Pradel.

La salud del presidente de la Subcentral del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis), Fernando Vargas, empieza a deteriorarse.

Según Vargas, en los últimos días recibió suero, sin embargo, asegura que continuará en la vigilia junto a Chávez y Nuni.

“No todo es fácil, estamos careciendo de alimentos, medicamentos y otras necesidades que nos hacen falta: a pesar de no contar con las comodidades por los ambientes y la falta de alimentos, medicamentos y otras necesidades, la moral está en alto, firmes en continuar con la lucha, esta posición fortalece a mi persona para continuar en la lucha y firmes”, dice a través de la red social.

Pidió la ayuda a la población boliviana con alimento y medicamentos para los más de 100 indígenas del Tipnis que se encuentran en la sede de la Subcentral protegiendo a sus dirigentes  y su territorio.

Orden de detención

Vargas desmintió la información que se difundió a través de algunos medios, de que la Fiscalía de Beni habría dejado sin efecto los mandamientos de aprehensión en contra de los tres dirigentes, para darles “las garantías” para que se presenten a declarar.

“La Fiscalía tomó esta decisión con el objetivo que presten sus declaraciones ante el Ministerio Público, las ordenes están dadas para que ellos se presenten a declarar, dándoles las garantías correspondientes, y no para detenerlos como se especuló”, precisó la fiscal de distrito, Vilma Blazz.

Vargas manifestó que no recibieron ninguna notificación al respeto y mientras no exista nada formal, no sean notificados, no creerán en eso.

Los Tiempos